Jueves 5 DE Diciembre DE 2019
Salud

Recomendaciones nutricionales durante el tratamiento contra el cáncer

Fecha de publicación: 18-11-19
Un paciente con un buen estado nutricional antes, durante, y después del tratamiento, estará más listo para vencer la batalla.
Por: Isabel Herrera / Suplementos

La alimentación es una parte importante del tratamiento contra el cáncer. Comer los alimentos adecuados antes, durante y después del mismo, puede ayudar a que el paciente se sienta mejor y esté más fuerte.

La licenciada Andrea Yonker, de la jefatura de Dietética y Nutrición del Centro Médico nos amplía sobre el tema.

¿Cuál es la importancia de una buena alimentación durante el tratamiento contra el cáncer?

Se vuelve primordial un buen estado nutricional para enfrentar la enfermedad, antes, durante y después del tratamiento. Cuando una persona tiene cáncer surgen cambios que harán difícil mantener un buen estado nutricional. La enfermedad no solo consume y exige más energía, sino que hay un alto riesgo nutricional por los efectos secundarios que causan los diferentes tratamientos como la radioterapia, quimioterapia, inmunoterapia, o cirugía. Muchos de los efectos secundarios harán que el alimentarse bien sea un reto muy grande, pero posible de cumplir si hay se conoce cómo conllevarlos.

Parece un reto desafiante mantener un cuerpo bien nutrido durante el tratamiento contra el cáncer, en especial por todos los efectos secundarios relacionados al no querer o no poder comer. ¿Cuáles son los efectos secundarios del tratamiento que pueden afectar la nutrición del paciente, y sus recomendaciones para poder sobrellevarlo?

El objetivo de los tratamientos que existen contra el cáncer, es eliminar las células malignas. Sin embargo, el mismo tratamiento daña las células sanas. Y por esa razón, surgen los efectos secundarios. Las recomendaciones para sobrellevar los problemas relacionados a la alimentación, son muy extensas, de las cuales puedo compartirles algunas.

También te invitamos a visitar el blog www.centromedico.com.gt para complementar la información


Cambios en el apetito

• Comer varias veces al día en pocas cantidades, de forma frecuente, en lugar de tener 3 comidas grandes.

• Evitar consumir líquidos junto con las comidas o dar pequeños sorbos si es necesario. Consumir la mayoría entre las comidas.

• Mantener snacks a la mano que sean altos en calorías y proteína (huevo duro, mantequilla de maní, queso, helado, barras de granola, suplementos nutricionales líquidos, pudines, nueces y semillas, atún o pollo molido enlatado)

Estreñimiento

• Tratar de evacuar a la misma hora todos los días.

• Beber de 8-10 tazas de líquido al día, siempre y cuando no exista alguna restricción. Probar agua pura, agua de ciruela, jugos tibios, tés, limonada caliente (puede que las bebidas calientes estimulen la evacuación).

• Evitar alimentos y bebidas que causen mucho gas, como manzana, aguacate, frijol, arveja, legumbres, coliflor, repollo, brócoli, leche, hasta que ya no exista estreñimiento. Evitar además el uso de pajillas y goma de mascar.

Diarrea

• Tomar muchos líquidos ligeros, claros (agua, infusiones, jugo de manzana, consomé, helado de agua, gelatina). Consumir líquidos a temperatura ambiente.

• Evitar los alimentos grasosos, fritos, picantes, o muy dulces.

• Beber y comer alimentos altos en sodio: caldos, sopas, bebidas deportivas, galletas, pretzels.

• Beber y comer alimentos altos en potasio

Cansancio

• Priorizar: hacer las cosas más importantes cuando tenga más energía.

• Hacer ejercicio o caminar de manera breve. La actividad moderada puede ayudar a disminuir el cansancio relacionado al cáncer.

• Beber suficientes líquidos saludables. La deshidratación puede empeorar el cansancio.

Resequedad en la boca o saliva espesa

• Agregar caldo, sopa, salsas, yogurt, o crema para humedecer las comidas.

• Consumir caramelos o masticar chicle sin azúcar para estimular la saliva. Los sabores cítricos, de canela, y de menta funcionan bien. 

• Complementos o suplementos nutricionales en forma líquida pueden ayudar.

Úlceras en la boca

• Hacer puré o licuar los alimentos con un procesador de alimentos o licuadora para hacerlos más fáciles de tragar.

• Tomar bebidas a través de una pajilla para evitar el contacto con las llagas.

• Evitar alimentos que puedan causar irritación: frutas y bebidas agrias, ácidas, o saladas, bebidas con alcohol y alimentos picantes.

Náusea

• Consumir de 6-8 comidas pequeñas al día, en lugar de 3 grandes.

• Comer alimentos secos, como galletas, pan tostado, cereales secos, palitos de pan.

• Elegir alimentos que no despidan olores muy fuertes.

• Evitar alimentos extremadamente dulces, grasosos, fritos o picantes.

• Si tiene mal sabor de boca, consumir caramelos como menta o limón.

Problemas para tragar

• Comer alimentos suaves y líquidos. Puede ser más fácil tragar alimentos líquidos espesos que líquidos ralos.

• El consumo de líquidos ralos puede ayudarle a mantener su ingesta de alimentos cuando no pueda comer suficientes alimentos comunes.

• Tapioca, harina, o maicena: utilizar para espesar los líquidos. Se requiere cocción antes de usar.

• Puré de vegetales y papas: usar en las sopas para espesar. Si cambiará el sabor de la comida.

Etiquetas: