Jueves 15 DE Noviembre DE 2018
Salud

Mitos sobre lactancia

En Guatemala son muchos los mitos sobre la lactancia. La mayoría de personas tiene una opinión al respecto, dejando a las mamás confundidas. Por esta razón decidí escribir al respecto, basándome en evidencia científica y conocimientos adquiridos como consultora internacional de Lactancia Materna.

Fecha de publicación: 08-05-17
Más noticias que te pueden interesar
  1. La lactancia duele: Es común que las madres presenten cierto dolor al amamantar durante las primeras semanas. Esto se debe a la contracción de los ductos de leche que están transportando el líquido hacia el pezón. Puede variar desde un cosquilleo hasta un dolor que desaparece en los primeros segundos de alimentarle. Ahora bien, el dolor que no es normal es el dolor que proviene del mal posicionamiento del bebé al pecho, este se caracteriza como un dolor agudo y muchas veces acompañado de agrietamiento y sangre en el pezón.
  2. Si mi bebé come seguido es porque mi leche no le sustenta: Este es uno de los mitos más frecuentes. La capacidad gástrica del bebé recién nacido es bastante pequeña (solo algunos Ml.), esto significa que el vaciamiento gástrico es rápido. Los bebés alimentados con fórmula poseen un vaciamiento gástrico mas lento debido a que no asimilan y digieren la fórmula igual de bien que la leche materna. Es normal que el recién nacido se alimente constantemente de ocho a 12 veces diarias durante periodos prolongados al pecho.

  1. Mi leche le hizo mal: La leche de la madre está específicamente diseñada para alimentar y proteger al bebé. Es como un tipo de sellador en el sistema digestivo del bebé que previene que puedan entrar bacterias y patógenos. Muchas veces los bebés presentan síntomas estomacales, estos se pueden dar por varias razones que no involucran la leche de la madre. Es extremadamente raro que un bebé sea intolerante a la leche de la madre.

  1. Si tuve cesárea no puedo dar lactancia: La cesárea es una intervención quirúrgica que involucra anestesia y medicamentos. Dependiendo del tipo de medicamentos utilizados en el periodo postparto, estos pueden tener un efecto en la lactancia, sin embargo no es ningún impedimento para que una madre pueda tener una lactancia exitosa.

  1. Tengo que espaciar las comidas de bebé para que mis pechos tengan tiempo de llenarse: Los pechos de la madre nunca se encuentran completamente vacíos, aun después que el bebé haya comido. La cantidad de leche que el bebé obtenga del pecho depende del apetito. Se estima que el bebé obtiene alrededor del 67 por ciento de la leche almacenada en el pecho al alimentarse. El cuerpo produce leche todo el tiempo, la lactancia funciona como un sistema de oferta demanda, mientras más leche se saque del pecho más producción.

  1. No debo despertar a mi bebé para comer: Los bebés en especial los prematuros tienen tendencia a dormir por periodos prolongados. Sí es necesario despertar a un bebé para comer si ya ha pasado mucho tiempo. Los bebés recién nacidos comen alrededor de ocho a 12 veces al día. La mejor manera de despertarlo es poniéndolo en contacto piel a piel con el pecho de la madre y hablándole suavemente.

Si existen dudas sobre la lactancia no dude en preguntar a una consultora de lactancia e informarse antes  que llegue el bebé.

Jimena Tejeda

Consultora Internacional de Lactancia Materna (IBCLC),

Sanatorio El Pilar

Etiquetas: