[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opinión

La indecencia de forzar el barbijo


Ya es tiempo de ser más decentes.

foto-articulo-Opinión

Es indecente, por moralmente reprobable, que cajeros, meseros, cocineros, guardias de centros comerciales y otros empleados de atención al público sigan siendo obligados a usar mascarillas, mientras que muchísimas personas ya no las usamos y la mayoría de quienes las usan lo hacen de forma voluntaria. Ya el “papá gobierno” les dio –a quienes lo necesitaban– el permiso para no usar barbijos en público, ni en privado. Hasta cuando van solos en sus automóviles, pueden no llevar mascarilla.  Pero hay empresarios y gerentes que, como parte de una actitud cuestionable de señalización de virtud, siguen exigiéndoles a sus empleados que…

Cada suscripción es un grito en contra de la corrupción y la impunidad

Este contenido es exclusivo para miembros de nuestra Suscripción Digital y Suscripción Digital + Impreso. Iniciar sesión Suscribirme hoy
Redacción El Periódico
El equipo de redactores y editores de elPeriódico.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia EFE
Operadores de justicia entre extorsionadores en Honduras, según la Policía
noticia Evelyn Boche/elPeriódico
La nutrición de las mujeres se ha invisibilizado 
noticia Danilo Parrinello
El alcalde Quiñónez y su laberinto


Más en esta sección

El Departamento de Justicia de EEUU pidió declarar en desacato a Donald Trump

otras-noticias

Joven tiñe de verde a su perro para “hacerlo parecido al Grinch”: fue acusada de maltrato animal

otras-noticias

El “hexa” deberá esperar; Croacia despide a Brasil del Mundial

otras-noticias

Publicidad