[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opinión

El legado de Jacobo Rodríguez


Lado b

foto-articulo-Opinión

La obra de Jacobo Rodríguez Padilla, uno de los más caros mitos de la pintura guatemalteca del siglo XX, está a punto de desparecer incinerada o, en el mejor de los casos, de subastarse al mejor postor como curiosidad u objeto decorativo. Luego del fallecimiento en París, en octubre de 2014, de este legendario pintor y escultor, el Estado francés tomó posesión de sus bienes hasta poder localizar a sus herederos directos. Jacobo murió intestado y la propiedad de su obra debería de pasar, en principio, a manos de su hijo Akbal Rodríguez, que desapareció de manera misteriosa hace unos años. Aunque todas las averiguaciones sobre su paradero indican que murió luego de haber abandonado el hospital de La Antigua Guatemala, a donde había llegado gravemente herido víctima de un asalto, al no haberse encontrado su cuerpo, no puede declarársele oficialmente muerto. El asunto es que uno de nuestros legados

Cada suscripción es un grito en contra de la corrupción y la impunidad

Este contenido es exclusivo para miembros de nuestra Suscripción Digital y Suscripción Digital + Impreso.

Disfruta de acceso ilimitado a la versión digital por Q1/mes

Iniciar sesión Suscribirme hoy

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Redacción/elPeriódico
Guatemala Bajo la Lupa
noticia Deportes
¡Espectacular triunfo de la Sub-20!
noticia Eduardo Antonio Velásquez Carrera
Historia territorial de Guatemala (II parte)


Más en esta sección

¿Cómo piensan Mariah Carey, Rosalía y Metallica contribuir contra la pobreza?

otras-noticias

TSE aboga por menos controles para el financiamiento de los partidos

otras-noticias

El Renap evade informar sobre documentación para refugiados

otras-noticias

Publicidad