[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opinión

¡Las pelotas se suben a la cabeza!


Ese gran efecto cegador del fútbol.

foto-articulo-Opinión

Empiezo aclarando que al igual que muchos soy fanático de la selección de fútbol y he ido al estadio desde niño a apoyar en las buenas y en las malas. Por eso he sufrido en carne propia esa pasión intransigente que toma control de todo el cuerpo cuando nuestro equipo está en la cancha. Esta última semana tuvimos una emoción bipolar puesto que subimos al olimpo emocionados el viernes ganando en casa y regresamos a la depresión y a la oscuridad el martes en el frío Ohio. Esta horrible sensación ya conocida por todos debiera alguna vez dejarnos una lección y reparar en que no podemos esperar nada diferente si seguimos haciendo lo mismo. El juego del martes no se perdió ese día, se perdió en promedio desde hace más de 25 años cuando la mayoría de esos jugadores nació. Se perdió el juego porque la base de posibles seleccionados

Cada suscripción es un grito en contra de la corrupción y la impunidad

Este contenido es exclusivo para miembros de nuestra Suscripción Digital y Suscripción Digital + Impreso. Iniciar sesión Suscribirme hoy

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia AFP / elPeriódico.
El Kremlin expresa su “solidaridad” con China en medio de tensión con EE.UU.
noticia Denis Aguilar/elPeriódico
Van 13 niños fallecidos a causa de la desnutrición aguda
noticia Stephanie Rodríguez
Elecciones de segundo grado, mucho en juego


Más en esta sección

De “ladrón” a “incompetente”, Lula y Bolsonaro se atacan a una semana de elecciones en Brasil

otras-noticias

Corea del Norte dispara misil balístico no identificado a mar de Japón

otras-noticias

Italia, ante sus elecciones más decisivas

otras-noticias

Publicidad