[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opiniones de hoy

Encerrados en Cuaresma

opinion

Por unas cuantas semanas no habrá nada mejor que la lectura en casa.

El pánico se ha desatado por el peligro del COVID-19 que está congelando la movilidad mundial. La comunicación es inmediata por los medios electrónicos, y así también se mueven los virus por el mundo, sin fronteras ni muros que impidan su desarrollo, y la imaginación llega todavía antes del mal, haciendo sus propios estragos.

La reacción automática es de autoprotegerse de lo que viene de afuera, todos querrán alejarse de extraños, y cualquiera con una gripe normal de las que no faltan con el cambio de clima en estas tardes soleadas y noches frías, se sentirá como apestado en el trabajo, en los estudios o en la calle.

Cuesta mucho ser destino atractivo para los turistas, y una noticia como pasar siete días en un hospital en Villanueva antes de vivir la Cuaresma es un freno rotundo para quienes vienen de Europa. El turismo internacional ya no concurrirá tan fácilmente a Guatemala, porque las líneas aéreas ya anunciaron su retiro, los hoteles sufren cancelaciones, y la industria del turismo está temblando. Para los guatemaltecos esta crisis será fatal, aunque no se suceda caso alguno, y por ello nos estamos encerrando.

Esta Semana Santa será diferente, sin aparatosa afluencia de extranjeros o locales, los ritos de toda la vida concurrirán con discreción. Sería difícil pensar que se suspendan las procesiones, pero ya no habrá multitudes, y todos evitarán la cercanía a los demás cautelosos, pero veremos su tránsito desde las casas, techos, esquinas. Será como antes, el cortejo conducido por los fieles de túnica morada o negra, sin la concurrencia de multitudes. Fotografías de hace medio siglo muestran la costumbre sencilla de otras épocas, donde cada parroquia tenía su espacio para los suyos.

Este feriado no estará animado por el turismo internacional ni saldrá gente de Guatemala para otros lados, ni a las playas llenas de bacterias colectivas, así que nos recluiremos en los hogares, en familia, siendo cuidadosos con el gasto porque la crisis anuncia que es tiempo de moderarse. Estaremos viviendo una especie de regreso al pasado, enterados ahora de todo lo que pasa en el mundo, pero cada quien escondido en su comunidad, temiendo la llegada del mal de Wuhan de las manos de portadores ingenuos.

Semanas más o menos, remontaremos del miedo, y volverá el ritmo animado de siempre, pero en las próximas semanas no habrá nada mejor que la lectura en casa, siendo discretos en el consumo por si la pesadilla se prolonga, y agradeciendo que no se sume otro cataclismo, como un terremoto, a la angustia vital.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Geldi Muñoz Palala elPeriódico
Gobierno espera que la OIT elimine queja laboral

Presentan avances tripartitos alcanzados mediante mesa de trabajo.

noticia Luisa Paredes
SAT reporta tercer caso de COVID-19
noticia Luisa Paredes
INACIF practicó 2,045 exámenes por posible violación a niñas en los últimos seis meses

Entre enero y mayo de este año, se identificaron 1,962 embarazos en menores entre 10 y 14 años, según un reporte de OSAR.



Más en esta sección

A ritmo de mariachi dan último adiós a Flor Silvestre, «El alma de la canción ranchera»

otras-noticias

Quién es el diputado que aseguró que ante “cualquier comelón de frijoles”, él estaría de pie

otras-noticias

Depp pierde apelación ante juez que rechazó su demanda contra diario Sun

otras-noticias

Publicidad