[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opiniones de hoy

Por expresiones del sentido de la vida que nos hagan seres humanos

opinion

Urgen transformaciones en todos los ámbitos, que permitan la existencia de expresiones de la vida que le den un sentido de libertad a las personas.

 

Recientemente ocurrió un crimen terrible en Huehuetenango; le quitaron la vida a José Roberto Díaz, de tan solo 18 años de edad, originario de San Miguel Petapa. Este asesinato se suma a otras muertes violentas contra la población LGBTI, que han sido víctimas del desprecio humano, pero poco o nada importan a la sociedad y aún menos a las instituciones encargadas de impartir justicia.

Vivir en Guatemala es tener miedo a robos, secuestros, acosos y abusos; es saber que, siendo disidente sexual, quizás una noche no regreses a casa; es saber que en las noticias de la mañana probablemente se anuncie un nuevo asesinato de odio. Y digo, se “anuncie” porque así lo informan, como un anuncio más, sin indicar el contexto en que ocurre ni motivar la reflexión para evitar que sigan sucediendo esas agresiones que merecen ser juzgadas.

Hace algunos años fueron asesinadas dos lesbianas en Jalapa, sin que las autoridades actuaran inmediatamente, pese a que los victimarios fueron identificados por la población del lugar. Luego de su sepelio, las tumbas fueron allanadas y sus cuerpos quemados.

Diariamente personas gays, lesbianas, transexuales, etcétera, tienen que evadir la homofobia y la transfobia que persisten, así como las expresiones sociales e individuales que las discriminan, actitudes que golpean su dignidad e integridad.

¿Y qué tenemos como sociedad? Un mundo al revés. Por un lado, una fe judeocristiana que a través de cursos o sesiones promueve la cura a la homosexualidad, haciéndola ver como una enfermedad, a pesar que desde tiempo atrás tal afirmación ya fue debatida y demostrada que es totalmente falsa. Sería mejor promover terapias para tratar nuestras enfermedades mentales, psicológicas y espirituales que nos permiten ver con indiferencia y hasta justificar estos crímenes, lo cual sí es sintomático de trastorno psicosocial.

Por otro lado, en estos casos la búsqueda de la justicia es como gritar en el vacío, son casi nulos los avances en las fiscalías y tribunales. Existe un Estado que no garantiza el derecho de todas y todos a vivir libres de violencia y amenazas, con acceso a la educación, al empleo y a los servicios públicos, sin discriminación de identidad de género u orientación sexual.

Urgen transformaciones en todos los ámbitos, que permitan la existencia de expresiones de la vida que le den un sentido de libertad a las personas. Los seres humanos somos una especie que hace parte de toda la Vida, la dignidad humana y la felicidad son prácticas emancipadoras. Es necesaria una nueva forma de vivir que implique gozos, placeres, erotismo, salud, bienestar colectivo, alegría, satisfacción, crecimiento, serenidad, armonías, paz: tal y como lo hemos dicho y promovido las feministas desde hace tiempo. Hagámoslo posible, nos lo merecemos todas y todos. La libertad no se pide, se consigue con la lucha diaria, con el respeto a sí mismo y hacia otras y otras; si renunciamos a eso, estamos perdidos.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia
Anne Hathaway también se disculpa por controversia en «The Witches»

La actriz que interpreta a La Gran Bruja, un personaje al que le faltan dos dedos en cada mano, se disculpó en redes sociales tras la crítica que causó la película

noticia Grisel Capó Sande / DPI 2651 69569 0101
Falsos señalamientos
noticia Redacción
Baldone una nueva opción inmobiliaria en la zona 2


Más en esta sección

Alcaldía indígena de Sololá bloquea carretera en ruta Interamericana

otras-noticias

elPeriódico World Review

otras-noticias

Día del Periodista

otras-noticias

Publicidad