[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opiniones de hoy

Un gobierno gris plomizo

opinion

Sociedad de truhanes.

¿Cuál es la semejanza entre Jimmy Morales, Armando Melgar Padilla, Javier Hernández, Felipe Alejos, José Ubico, Luis Hernández Azmitia, Ricardo Bustamante, Enrique Degenhart y Estuardo Galdámez? Son truhanes de la política que, asociados, secuestraron en los últimos meses el poder público. Algunos son viejos operadores en esa materia. De hecho, la nueva sociedad tiene raíces diferentes. Los jóvenes estudiaron en el Americano y los veteranos salieron de la Politécnica.

Pertenecen a tres distintas generaciones, pero tienen el mismo concepto de la gestión pública de las penumbras que lo disimulan todo. Se resume en que el mecanismo de privilegios hay que conocerlo para sacarle provecho en el corto plazo, sean cuales sean las vías que se presenten, y sin perturbar a los grandes usuarios tradicionales. De origen, Jimmy Morales no pertenece a esos dos grupos, pero desde hace años se arrimó a los veteranos militares, tan grises como marginales, a quienes admira y lo estabilizan emocionalmente. Son veteranos que detuvieron sus relojes de la historia en 1980, mientras parasitaban de las estructuras y negocios legales/ilegales.

Socialmente Morales encaja dentro de un puñado de civiles, también grises, profesionistas en la marginalidad, aunque aspiracionistas dentro del sistema, quienes fortuitamente se reconocieron entre sí en prédicas neofundamentalistas y tomaron como mentores y financistas iniciales a los veteranos.

Durante el siglo XX se encuentran varios ejemplos de civiles brillantes (liberales) que buscaron a militares (conservadores) con liderazgo para ejercer el poder político, pretendiendo influirlos e incidir a través de ellos. Nunca salió bien ese tipo de sociedades para el progreso del país, al revés, el encierro nos desconectó del mundo más dinámico. La diferencia ahora es la dominación del gris –como estatura intelectual y capacidad de gestión– en la composición de la alianza, además del contexto inédito en el país.

Fariseos, sin talento ni merecimiento se colaron por la rendija de los movimientos ciudadanos de 2015. “Le pegaron al gordo”. Consagrados como el mal menor, en el poder tenían todas las de ganar, alentados por la simpatía ciudadana, la admisión de las elites y el favor de la comunidad internacional. Pero el éxito se les coló por la rendija de la urdimbre gris de su propia mediocridad. No entienden la naturaleza simbólica del poder político, y a eso se suma el pánico y la desconfianza hacia lo que no conocen ni controlan. Es decir, casi todo.

Por eso Jimmy Morales al cabo de 30 meses refuerza su argolla gris y se alimenta de la mediocridad que militantemente le jura lealtad. El discurso monotemático (“la justicia me persigue para tumbarme del poder”) y la victimización personal, contienen la rabia desenfrenada contra su régimen, pero no ocultan la ineptitud como regla de gestión. En las encuestas, el Ejecutivo y el Congreso se pelean la punta de cola del ratón con el nueve por ciento y el siete por ciento de opinión favorable. Jimmy Morales y asociados van a perder su guerra, que en realidad no es suya porque sus intereses no tienen estatura de Estado, a pesar de estar en la sala de máquinas. Se darán cuenta que la perdieron cuando quienes permanecieron cerca de ellos les den el empujón. El problema son los costos que acarrean al país y que incrementarán en las próximas semanas. El gris de su gestión se va tornando plomizo. Cuando la nave se anega ya sabemos qué es lo que automáticamente flota. Y no es precisamente lo que vale la pena. Ante esa dificultad nos hallamos.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Carol Zardetto
¿Dinero para las artes?

¿Qué es más útil, un martillo o un poema? Nuccio Ordine

noticia
Copa oro
noticia Manuel Silva msilva@elperiodico.com.gt
Resultados económicos en el país muestran escaso dinamismo

Comercio Exterior mejoró pero otros sectores como turismo han disminuido el número de divisas.

 



Más en esta sección

Guatemala Bajo la Lupa

otras-noticias

Esta es la nueva Nissan X-Terra 2021

otras-noticias

Vicepresidente confirma su decisión de no atender la reunión con la OEA

otras-noticias

Publicidad