[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opiniones de hoy

Estado laico

opinion

¿Debe la Iglesia intervenir en la definición de los derechos ciudadanos?

La libertad de conciencia fue un logro de la humanidad frente al poder del Estado y de la Iglesia. Cuando logró imponerse, tuvo profundas implicaciones: expropiar a las Iglesias de sus enormes posesiones y desplazarlas de su lugar de influencia política.

La libertad de conciencia es un pilar fundamental de la ciudadanía. Porque para que exista el ciudadano con plenitud, el Estado debe asegurar un espacio neutral que no esté vinculado a ningún credo religioso. Cuando el Estado se inclina por favorecer a un determinado credo está violando el derecho ciudadano a la libertad de conciencia, marginalizando a quienes no pertenecen a esa denominación religiosa y bloqueando cualquier aspiración o derecho que estos grupos deseen alcanzar. El Estado laico es pues la consecuencia necesaria de la libertad de conciencia. Cualquier implicación de que las políticas públicas deben atender a dogmas religiosos constituye un atentado contra esta libertad fundamental y resulta inconstitucional.

El Estado laico garantiza la libre expresión de las diferentes concepciones de vida, religiosas y no religiosas. En un Estado laico, las políticas se definen con independencia de la Iglesia y fundamentan su razón de ser en el bienestar colectivo, alejándose de los dogmas doctrinales.

Por estos días se discute en Guatemala el tema del reconocimiento jurídico a la pareja homosexual. La reacción de la Iglesia no se hizo esperar. Los fundamentos de la oposición son de corte dogmático. Y se centran alrededor de que, siendo el matrimonio un sacramento definido por Dios, nunca podría nombrarse así a una unión que contradice, según ellos, esa definición y los propósitos que le fueron asignados por la divinidad. Más allá de los dogmas religiosos, la realidad de las instituciones jurídicas es que su efectividad y fuerza dependen de que se mantengan ajustados a las necesidades de la sociedad a la cual sirven. Porque el ciudadano no está para servir a la norma, sino que la norma debe servir al ciudadano. Y conste que esta afirmación es del propio Jesús que, cuando violó las reglas del Sabbath, dijo: la Ley fue hecha para el hombre y no el hombre para la Ley.

 

Resulta preocupante que cada vez más los gobernantes se apoyen en la religión como un medio de control social y de influencia política. Nada bueno resulta de la mezcla. En su enorme sabiduría Jesús sentenció: dad al César lo que es del César y a Dios lo que es de Dios. Y nunca dejó de condenar a los fariseos que se ocupaban más de lograr influencia política, bienes materiales y estigmatizar a su pueblo que de ejercer el mandato de amar al prójimo. Aplicar los dogmas sin compasión, refugiarse en la religión para dañar a una Nación, no es cristiano. Es fariseísmo puro.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia AFP
Tras Irma, el Caribe se prepara para llegada del huracán María

El Centro Nacional de Huracanes de EE. UU., con sede en Miami, advirtió que el huracán, con vientos máximos sostenidos de 195 km/h, se reforzaría durante los próximos dos días.

noticia R RÍOS/E BOCHE elPeriódico
Roberto Mota Bonilla renuncia a la jefatura de seguridad del OJ

Un intercambio de llamadas entre el OJ y el MP frustró la detención del ahora exfuncionario el pasado jueves.

 

noticia Ferdy Montepeque elPeriódico
Fiscalía Contra el Lavado solicita datos de nombramiento de Morales

La documentación requerida servirá para una investigación que se desarrolla en dicha unidad, pero se desconocen los detalles de esta.



Más en esta sección

Atrincherados pero conectados con el mundo, jóvenes cubanos desafían al gobierno

otras-noticias

El servicio en la nube de Amazon sufre gran falla técnica en EEUU

otras-noticias

Francia aplicará la «tasa Google» en 2020 pese a las amenazas de EEUU

otras-noticias

Publicidad