[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opiniones de hoy

Un hermoso mensaje


Teníamos ocho consulados en Estados Unidos de América y ahora tenemos 19.

foto-articulo-Opiniones de hoy

En idiomas mam, castellano, k’ich’e y k’anjobal, los idiomas más comunes de nuestros compatriotas en el área, el personal del Consulado de Guatemala en Atlanta, Georgia, colocó en las redes sociales un hermoso mensaje navideño que constituye un encomiable y significativo esfuerzo que habla por sí mismo. 

La Constitución Política de la República –el pacto de paz social entre nosotros– hace de la protección del ser humano y la familia la razón de ser misma del Estado, protección que, en lo posible, debe llegar a los guatemaltecos estén donde se encuentren y en fiel cumplimiento de esta norma el Ministerio de Relaciones, sin dejar de lado su inevitable quehacer diplomático, viene privilegiando cada vez más lo consular y, especialmente, en Estados Unidos de América.

De ocho consulados que teníamos hemos pasado a 19 –más del doble– y si tomamos como muestra el Consulado de Atlanta se hace evidente la mejoría que se va dando en el personal consular y en su afán de servicio.

El Ministerio de Relaciones ha debido asumir no solo lo consular sino el grueso de la temática migratoria, temática que rebasa sus posibilidades y su competencia pero, a pesar de ello, no se ha arrugado frente al reto. 

Al frente del Consulado de Guatemala en Atlanta se encuentra Rafael Novielli, funcionario que ha ido escalando, palmo a palmo, las posiciones diplomáticas.

Me dio gusto, además, ver el mensaje, tan significativo y  bien elaborado, porque el cónsul Novielli, aunque por muy poco tiempo fue mi subalterno como Primer Secretario y, así, hube de recordar también –lo usual es recordar a los maestros– a otros dos notables subalternos que he tenido y quienes van labrando un futuro promisorio, uno en el sector privado y otro en el público –los dos, diplomáticos de carrera. 

Henning Droege, en estado de disponibilidad por decisión propia, es actualmente director de Asuntos Internacionales de la Asociación Nacional de Azucareros (Asazgua) cargo que viene ocupando con reconocida excelencia. Bajo mi mando, se inició como pasante en la Misión de Guatemala en Londres habiendo sido, sucesivamente, oficial administrativo, funcionario honorario y, finalmente, Tercer Secretario, rango con el cual, previo examen, ingresó a la carrera diplomática. Fue con él que establecimos la  Sección de Cooperación, Comercio, Turismo e Inversiones –primera en su género–  habiendo actuado como mi segundo en la Organización Internacional del Azúcar, Vicepresidente y Presidente de su Comité de Administración.

A mi pesar, lo “capturó” el sector privado y renunció a su cargo habiendo quedado en estado de disponibilidad dentro de la Carrera Diplomática.

Lesther Ortega, por su parte, ocupó el cargo de ministro consejero y también, bajo mi mando, accedió a la Carrera, en su caso, sin examen de por medio dada la coincidencia de su formación académica con el pensum del examen. Siendo mi alterno en la Organización Marítima Internacional fue factor decisivo para la incorporación de Guatemala a la lista blanca, incorporación que permite la certificación por parte de Guatemala de hombres de mar y, así, el acceso de los guatemaltecos a múltiples puestos de trabajo.

Doctor en Derecho Marítimo, fue trasladado de Londres, con igual rango, a nuestra Misión en La Haya, Holanda, sede de la Corte Internacional de Justicia –Misión en la que– para beneficio de Guatemala, podrá, como en ninguna, hacer el aporte de su rigor científico, funcionario –peso complete– que debe evaluarse por sus resultados – prevención para sus futuros jefes– y no por necedades burocráticas.  

He tenido otros notables subalternos pero en el caso de estos –los dos jóvenes– grande ha sido mi gusto de formarles como también, ¿por qué no decirlo?, de aprender muchísimo de ellos. 

Vaya mi felicitación para el cónsul Novielli y para el personal bajo su mando, hermoso, oportuno y prometedor su mensaje que marca la tónica que debe imperar en todas nuestras actividades consulares, todas al servicio de lo que verdaderamente importa, el ser humano.

 El Ministerio de Relaciones Exteriores –calladita la boca– ha pasado de 8 a 19 consulados en Estados Unidos de América e incrementado -–en cinco– el número de funcionarios en cada uno de ellos, habiendo dotado a todos de abogado.

Echó a funcionar su ‘call center’ y a lo largo de las 24 horas del día pueden hacer consultas nuestros compatriotas que migraron, estén donde se encuentren. 

A partir del primero de enero, ningún migrante será requerido de certificaciones que de nacimiento datos que, sin costo para este (dramático ahorro de dinero y de tiempo) se bajarán en línea y, a dos meses plazo, los pasaportes podrán tramitarse y recibirse el mismo día, los DPI, inalterable su costo. Extraordinarias batallas –calladita la boca– libradas por la Cancillería.

Sin “cosas raras” de por medio –casi un milagro entre nosotros, se adquiríó edificio para el Consulado de Guatemala en Los Ángeles, apto, incluso, para las reuniones sociales de la comunidad migrante.

 ¡Obras son amores y no buenas razones y, a buen entendedor, pocas palabras!

 Vaya también, pues, con esta entrega (a las pruebas me remito) mi más enérgico respaldo para los diplomáticos y la diplomacia de carrera.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia
Lila Downs, una voz de resistencia

La diva mexicana cumple 50 años y sigue reclamando por los desaparecidos, los migrantes, las mujeres, los indígenas y las injusticias sociales.

noticia Gonzalo Asturias Montenegro
La izquierda democrática ayer y hoy (III)

Las propuestas que rayan en el absurdo.

noticia Geldi Muñoz Palala elPeriódico
Larga espera de niños para ser adoptados por una familia

Hay niños que crecen sin ser adoptados, a pesar de no tener familia biológica.

 



Más en esta sección

Los seis puntos clave sobre la crisis política en Guatemala

otras-noticias

Familias albergadas por “Eta” y “Iota” necesitan alimentos y artículos de primera necesidad

otras-noticias

360° a vuelo de pájaro

otras-noticias

Publicidad