[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opiniones de hoy

Las libertades y la responsabilidad


Parece que a los hombres nos gusta la libertad, pero aborrecemos la responsabilidad.

Generalmente siempre se unen, al menos en el discurso, los conceptos libertad y responsabilidad. Pero, como todos los conceptos ideales, son profundamente equívocos. La libertad es definida por algunos como la ausencia de coerción. Esta sería una libertad negativa exterior. Otros prefieren enfocarse en la libertad interior, algo que generalmente se define como “libre albedrío”. Otros hablan de las libertades y todavía otros más quieren ser más finos y precisos y hablan del “libertinaje” como un exceso, un vicio de la libertad correctamente entendida.

Lo mismo sucede con el concepto responsabilidad. Sin embargo, este último concepto es menos equívoco. La responsabilidad significa básicamente que toda acción u omisión tiene consecuencias que afectan a una o a muchas personas y que el agente de esa acción u omisión debe responder ante los demás. Aquí entramos de lleno al terreno del “deber,” de las obligaciones legales y/o sociales. Y sin duda de la impunidad como resultado de la –a veces dramática– ausencia de instituciones adecuadas capaces de exigir a los agentes responder de sus actos.

Parecería indudable que una sociedad de personas libres y responsables requiere de la existencia de instituciones adecuadas que protejan la libertad de todos y exijan su responsabilidad a todos. Sin ellas, los más bellos ideales se quedan en eso, bellas entelequias.

Así pues, el problema parece ser cómo se construyen y desarrollan esas necesarias instituciones que permiten la mayor libertad a los individuos y grupos y al mismo tiempo exigen una plena responsabilidad a todos sus miembros. Sin duda no hay una sola fórmula para lograrlo. Distintas sociedades han encontrado muy distintas soluciones.

Por ejemplo, algunos grupos establecieron leyes sancionadas por los dioses, pero ejecutadas sumariamente por los hombres. Las leyes, pocas y claras, establecían prohibiciones y obligaciones que no admitían excepciones. Cualquier violación a las normas era castigada. Prácticamente no existía impunidad. Todos los súbditos eran responsables.

Con el paso del tiempo los gobernantes también fueron poco a poco sometidos a las leyes. Este proceso no fue fácil. Parece que a los hombres nos gusta la libertad, pero aborrecemos la responsabilidad. Así, solo en los últimos siglos, todos hemos sido sujetos a las leyes. La inmunidad por los cargos de gobierno es temporal y no absoluta. Todos debemos responder de las consecuencias de nuestros actos.

Sin embargo, los mecanismos de aplicación de las leyes no son perfectos. En ocasiones las leyes son extremadamente complicadas, difíciles de interpretar o se contradicen unas a otras por lo que dan lugar a vacíos legales de los cuales se aprovechan los individuos para no responder de sus acciones. Por otra parte, las leyes requieren de los hombres para su aplicación, jueces y ejecutores, que son imperfectos y que no siempre responden adecuadamente a sus obligaciones, con lo que se frustra el propósito de la ley, garantizar la seguridad, la justicia y la equidad y como consecuencia la paz en la sociedad.

Participar políticamente en la construcción y desarrollo de las instituciones adecuadas para asegurar las libertades que todos deseamos y al mismo tiempo hacer efectiva la responsabilidad que debemos como consecuencia de nuestra acción libre, es la principal tarea a la que los ciudadanos debemos abocarnos. No hay tarea más noble ni más importante.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia
Extinguen mansión valorada en Q19 millones en Los Eucaliptos, la cual una vez fue propiedad de Roxana Baldetti

Jose Rubén Zamora

noticia Andrew Selsky / AP
Detienen a 10 hispanos en Oregon, la mayoría son guatemaltecos

Inmigración detiene dos camionetas en que se transportaban cuando viajaban a recoger arbustos de ornato.

noticia Lucero Sapalú
Ministerio de Salud reporta 57 mil 270 caso de COVID-19 en el país

La cartera registra que 9 mil 291 casos siguen activos



Más en esta sección

Fotoperiodista Carlos Sebastián declara en el MP por agresiones de policías

otras-noticias

Instituciones se unieron para apoyar a familias damnificadas

otras-noticias

Sector construcción renueva Expocasa 2020

otras-noticias

Publicidad