[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opiniones de hoy

Resbaladero al infierno


¡Peor no lo pueden hacer!

foto-articulo-Opiniones de hoy

¿Qué haría usted si hace compras en el supermercado el primero de enero por un monto de mil quetzales; y cuando vuelve el 31 de diciembre por esos mismos productos, tiene que pagar cerca de tres mil quetzales? ¡Como para que no se encolerice! Pero la cosa es peor, porque como en los supermercados empiezan a escasear los productos, usted tiene que hacer una cola de varias horas ante una tienda para comprar el pollo; y en otra, para adquirir el papel higiénico, y así sucesivamente (¡siempre que no estén agotados los inventarios!) Y como usted no puede abastecerse para un buen periodo de tiempo, porque hay un captahuellas que controla que usted solo pueda adquirir lo necesario para pocos días, las horas que bajo el Sol usted pasa para hacer sus compras son un verdadero infierno.

Como usted comprende que la culpa es del Gobierno, decide invitar a los vecinos a realizar manifestaciones de protesta. Pero pronto los aprisiona el miedo porque a los que las organizan los encarcelan, lo cual es peligroso porque las sentencias que dictan los jueces en casos políticos se escriben en el Organismo Ejecutivo. No hay prensa libre ni derechos humanos qué reclamar, en medio del silencio y complicidad de los países vecinos.

Esta historia es la que viven los venezolanos todos los días. Veamos los aspectos económicos. Según el Fondo Monetario Internacional (FMI), el PIB venezolano que cayó el cuatro por ciento en 2014; lo haría en diez por ciento en 2015; y en seis por ciento, en 2016. Y la institución proyecta que habría recesión hasta finales del 2019.

Siempre según el FMI, la inflación que fue de 62 por ciento en el 2014, escalaría al 159 por ciento en 2015 (hay varios consultores que estiman que será del 200 por ciento) y al 204 por ciento en 2016. El FMI estima que la tasa de paro, que fue del ocho por ciento en 2014, pasará al 14 por ciento en el 2015, al 18 por ciento en 2016, y al 28 por ciento en el 2020. “La economía venezolana va camino de perder una quinta parte en tres años. Esto supone retroceder en 2016 al nivel de actividad de 2006, una década perdida”. (Miguel Jiménez en El País, España). Según un estudio  en los 16 años de revolución chavista “el bolívar venezolano se devaluó 139 mil 400 por ciento respecto del dólar.” (Editorial de elPeriódico, Guatemala)

En esto terminó el cacareado Socialismo del Siglo XXI: la ruina total de Venezuela. Y esta es la historia que hay detrás de estos números de horror. Cuando el golpista fracasado Hugo Chávez llegó al poder, el precio del barril de petróleo estaba en nueve dólares; y, en poco tiempo, fue subiendo hasta 150 dólares (un loteríazo en plena crisis), para estabilizarse luego en cerca de los cien, lo cual le permitió a Chávez iniciar una gran política clientelar dentro y fuera de su país: internamente, regalar de todo a los venezolanos pobres (para comprar sus votos); e internacionalmente, dar petróleo a Cuba en volúmenes increíbles, crear en el Caribe y la América Central una serie de países satélites con petróleo subvencionado en la tasa de interés. Chávez se creyó que el petróleo le permitiría ser el Simón Bolívar el Siglo XXI, y realizar lo que no logró el Libertador. Urgido de aumentar el monto de dinero fresco para sus programas políticos clientelares, Chávez hipotecó a China parte de la producción petrolera futura. El militar estatizó innumerables empresas, que luego se fueron en gran parte a la quiebra, hostigó la inversión extranjera y fortaleció la monoexportación petrolera, para luego morir en el mejor momento porque ya no vio la debacle económica de su país, derivada de la caída del precio internacional del petróleo y de su errada política económica. ¿Qué podría un militar golpista saber de economía y de políticas de Estado?

Nicolás Maduro está ahora en un aprieto porque no se atreve a decir al pueblo la verdad: que el chavenomics no es viable, y que, por consiguiente, debería de dar marcha atrás, porque la política del Socialismo del Siglo XXI creada por Chávez solo ha llevado a los venezolanos a ir para abajo, en un resbaladero que termina en el infierno.

gasturiasm@gmail.com

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Redacción elPeriódico
Corte de EE.UU. condena a Mario Estrada por narcotráfico

 Expresidenciable de la UCN recibió una sentencia de 15 años de prisión. 

noticia Néstor Ahumada, Escritor invitado
Gracias por llamar…

La columna de la ugap

noticia
CSJ autoriza bono para la salud de magistrados


Más en esta sección

Fun in Guate, un portal digital para el turismo local

otras-noticias

Liberan al último manifestante detenido en la protesta del sábado

otras-noticias

HRW pide sancionar a agentes que hicieron uso excesivo de la fuerza en las protestas

otras-noticias

Publicidad