[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opiniones de hoy

Inexorables tiempos de la naturaleza

opinion

En plena crisis se despide un ser querido.

Esta vez es alguien de la casa materna quien ahora parte, deja los bártulos en orden y cerca de su aposento. Se asegura nada más que lo más preciado de su vida: su hijo, esté a buen puerto. Que tiene un entorno propicio para labrar su propia ruta. Y fue a cimentar aquellas bases, a las que dedicó su vida. Dejó la energía de juventud y la madurez de sus sueños en sobrios despachos contables. Entre sumadoras y hojas de trabajo. Pasando muchas horas, que debieron ser de sueños, entre contabilidades y auditorías. Siempre preocupada por la calidad y puntualidad de los informes a su cargo. En aquellos afanes se le fue la vida. Entre satisfacciones y esfuerzo. Fue la primera en graduarse de la U en la familia. Acompasó la existencia con la vivencia religiosa. La Biblia le vertía el consejo necesario para la vida. En este julio, hizo inventario de vida, cerró el balance, y en vuelo directo, marchó a los confines del universo. A los umbrales del techo del mundo. 

En casa materna. Su casa. Cundió la tristeza, hubo expresiones de dolor y sentimiento. Pero todos tenían la misma convicción, había llegado el momento de descansar, y cuando el descanso es merecido y la tarea cumplida, bienvenido sea. Es el momento de apartarse de la sinuosa ruta, que es la vida humana. Le llegó el tiempo de tomar altura y dedicar mirada y energía, ahora, echa rayos de sol a dar calor al vástago, aquel retoño que floreció de su entraña, a los nietos, a la compañera de vida. Un déficit en su cuenta: no tuvo tiempo de disfrutar a los pequeños, como hubiese merecido. La vida es así y la naturaleza marca tiempos inexorables. A cambio, este destino, que es veleidoso, le deparó volver a la compañía de nuestros padres, de sobrinos que se adelantaron, a reencontrarse con los compañeros de escuela que habían llegado antes. Sí, es mi hermana: Emilia Violeta Velásquez Herrera, de quien hablo, ella hizo de maestra para que pudiese superar la difícil contabilidad y la matemática en mis días del Instituto Central. No puedo asegurar que fui buen alumno, doy fe, eso sí, que fue buena maestra. Superé los cursos.

Ahora, empezamos a tomar nota que alguien falta. A estar ciertos de que no anda por su casa y simplemente no la hemos visto. Constatamos que la Viole ya no estará. Perdimos su palabra. Inicia el nuevo ciclo: presencia etérea. Un pilar se ausenta del solar. 

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia
#TheSnyderCut presentará una nueva imagen de el Joker

El Zack Snyder compartió una nueva imagen de El Joker de Jared Leto en la entrega de su versión de la Liga de la justicia

noticia EFE
Costa Rica, modelo de la ONU para salir de la “trampa de las materias primas”

El estudio de la Conferencia de la ONU para el Comercio y el Desarrollo (UNCTAD) revela que un 64 por ciento de las economías en desarrollo dependen de la exportación de productos básicos

noticia EFE
Panamá espera recibir en abril las primeras dosis de la vacuna de AstraZeneca

El país centroamericano, de 4,2 millones de habitantes, acumula 347 mil 919 contagios confirmados -de ellos 6 mil 075 activos- y 5 mil 994 defunciones pasado un año de pandemia.



Más en esta sección

Ciudadanos no están acudiendo a colocarse la segunda dosis contra el COVID-19

otras-noticias

Militares franceses matan al jefe del EI en el Gran Sáhara, buscado por EE.UU.

otras-noticias

Putin admite la existencia de “decenas de personas” de su entorno con COVID-19

otras-noticias

Publicidad