[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opiniones de hoy

Emeterio Toj, un indio insumiso

opinion

La Declaración de Iximché registró nuestra voz como pueblos indígenas. 

El libro Cuando el indio tomó las armas, que es la vida y la resistencia de Emeterio Toj, es un acontecimiento en Guatemala, pues pone los puntos sobre las íes en varios temas que han sido vistos de lado, o ignorados por una élite académica y unos cuantos diletantes. Es trabajo de un científico social, Rodrigo Véliz, quien durante varios años viajó cada cierto tiempo al Ixcán para tomar el testimonio de Emeterio, lo cual nos habla de un trabajo profundo, además de colectivo, pues, entre otros, la familia del entrevistado piensa que el testimonio es importante y apoya su realización. Y hay análisis comparativos con otros líderes indígenas de otros lugares del país, con lo cual los hechos narrados adquieren respaldo calificado. 

El texto se enriquece con un prólogo de Ricardo Falla, que dice de manera clara que lo escrito es “para sustentar la veracidad”. Con el trabajo de Véliz, la memoria de Emeterio, la visión colectiva y el prólogo de Falla, no hay por dónde el libro en cuestión pueda no ser entendido y asimilado. Narra Emeterio su paso por Acción Católica, su trabajo en la fundación del CUC y, más adelante, su incorporación al EGP. Con calma, con sobriedad, dice de cada una de estas etapas con fuerza, con la profundidad que un trabajo histórico requiere. Lejos de las vulgaridades acientíficas de antropólogos gringos como Stoll y sus epígonos. 

Retengo dos temas que me parecen claves. El primero es cuando Emeterio afirma que en el año 1978 el concepto de pueblo maya no existía y se utilizaba, como lo hace el CUC, la idea de campesinos indígenas y ladinos pobres en la lucha por un futuro mejor. El otro es la Declaración de Iximché del 14 de febrero de 1980, cuando se hace un recorrido histórico desde la invasión-conquista hasta nuestros días, y se produce un llamado a la lucha insurreccional de los indígenas de Guatemala. 

Dice Emeterio que con la declaración de Iximché “quedó entonces registrada en la historia nuestra voz como pueblos indígenas”. Es esa la importancia histórica de esa declaración. En el libro de Emeterio podemos ver cómo hay una construcción colectiva que arranca, en la fase más reciente, con la militancia en Acción Católica y todo el recorrido que narra nuestro personaje, que fue una construcción realizada entre indígenas y mestizos (me parece horrible el término ladino) que apostaron, unos y otros, por una patria multinacional. Más adelante, con los Acuerdos de Paz, se plantearían los temas del multilingüismo, lo multicultural y lo multiétnico. 

La narración de su secuestro, tortura y fuga son una acusación fulminante al aparato represivo del Estado guatemalteco. Y nos revelan, entre otras muchas cosas, que si bien el método de tortura funcionó para gente con menos u otro compromiso, con indígenas y mestizos insumisos como Emeterio la fórmula fue inoperante. Hay muchos temas más que tienen que ver con su paso por los frentes guerrilleros, pero eso queda para la lectura de este libro que recomiendo por su profundidad. 

Conocí a Emeterio dando clases en las escuelas primarias de las (comunidades de población en resistencia) CPR y en medio de escritorios —tapescos— junto a las trincheras para proteger la vida de los estudiantes —el ejército bombardeaba a diario—; además, enseñaba a los chicos de la selva a bailar los distintos tipos de son, pero también daba lecciones de autodefensa, producción agrícola, de solidaridad, de amor por el estudio. Gracias por este libro, Emeterio, que hoy publica la UNAM.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia AFP
Empresas de EE. UU. piden a empleados vacunarse

La decisión ha desatado críticas en redes sociales.

noticia Evelin Vásquez/elPeriódico
Página de registro de vacunación estará en mantenimiento
noticia AFP
Favoritos avanzan a la Champions League

El Shakhtar ucraniano, el Salzburgo austríaco y el Sheriff Tiraspol moldavo consiguieron este miércoles los últimos tres billetes en juego para la fase de grupos de la Liga de Campeones europea, cuyo sorteo tendrá lugar el jueves en Estambul.

 



Más en esta sección

América será sometido a un dura prueba

otras-noticias

Rublev queda eliminado

otras-noticias

Primer triunfo de la Real Sociedad

otras-noticias

Publicidad