[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opiniones de hoy

La competencia de las desgracias

opinion

Estamos acostumbrados a quedarnos en lo cómodo y limitarnos a quejarnos y a soñar con una vida mejor.

Parece ser que vivir en el trópico es una constante lucha de quién está peor. Las conversaciones van algo así: “Me tardo 25 minutos en llegar al trabajo”, “suertudo, yo me tardo una hora”, “¿una hora?, agradecido deberías de estar, yo me tardo dos” y así hasta el final de los tiempos. 

Estamos tan acostumbrados a vivir en un ambiente de instituciones deficientes y autoridades incompetentes que ya ni nos parece raro. Abrazamos nuestras desgracias y para no sentirnos tan mal con nosotros mismos, nos comparamos con alguien que está peor y se nos pasa. Se nos olvida la inconformidad y seguimos con nuestra vida, viviendo en un país que no tiene la capacidad de proveer servicios básicos a su población y cuyos funcionarios prefieren irse a tomar el té con el rey que aceptar las deficiencias de su propia gestión. 

Leía hace unos días que no podemos conformarnos con saber que alguien está peor, porque aunque alguien la tenga más desgraciada, la vida que se vive en este país no es vida. No es vida saber que al ritmo en que va, el Plan de Vacunación se tardaría 16 años en vacunar a toda la población. No es vida hacer una hora de tráfico en una distancia de menos de 15 kilómetros. No es vida que en las zonas rurales del país, más del 30 por ciento no tiene acceso a ningún tipo de saneamiento y que, cada 107 minutos, una menor sufre agresión sexual o física.

Ahora bien, dejando de lado el hecho que nos autoconsolamos con desgracias ajenas, el acto de reconocer que la realidad que vivimos no es normal es el primer punto para mejorar nuestras condiciones. El proceso de construcción del país viene de eso mismo: reconocer la realidad que nos rodea y hacerla nuestra. Darnos cuenta que es insostenible y que minimizando nuestros problemas comparándolos con los de los demás no llegamos a ningún lado. 

Siguiendo esto, tras reconocer la realidad, es el turno de la indignación. La indignación surge al caer en cuenta que un país no debe ser así,  que quienes trabajan en el Estado están al servicio de la nación y no al revés. 

Después del reconocimiento y la indignación es el turno del despertar. Despertar, salir de la caverna del autoconsuelo del concurso de las desgracias y visualizar que una mejor calidad de vida es posible y necesaria. 

Sin embargo, muy pocos llegan al cuarto paso: la acción. Involucrarse. De quejarse en Twitter a involucrarse activamente en cualquier esfera de participación ciudadana hay un abismo de por medio. Estamos acostumbrados a quedarnos en lo cómodo y limitarnos a quejarnos y a soñar con una vida mejor. Ahora, el secreto que cambia esta historia es que somos (y debemos formar) parte del cambio hacia el país que creemos merecer. Sin reconocimiento, indignación, despertar y acción; sin estos cuatro pasos, nos quedamos por siempre en el país que tenemos. Discutiendo sobre quién la tiene más difícil, compitiendo entre nosotros por nuestras desgracias y llorando por las noches mientras soñamos en lo que pudo ser. 

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Lucero Sapalú/elPeriódico
Pobladores de Bárcenas bloquean el kilómetro 21 de la ruta al Pacífico

Solicitan asfalto en algunas rutas.

noticia AFP
Pochettino: “Tengo que tomar decisiones”

“A veces puede gustar, a veces no”: el entrenador del París Saint-Germain, Mauricio Pochettino, explicó este domingo por qué reemplazó a Lionel Messi durante el partido ganado contra el Lyon (2-1), una decisión que generó debate en las redes sociales.

 

 

noticia AFP
Suspenden GP de Australia por el COVID

La Fórmula 1 y la MotoGP no visitarán Australia en 2021: ambos Grandes Premios quedaron cancelados por segundo año consecutivo debido a las restricciones de entrada al territorio nacional por la pandemia del covid-19.

 

 



Más en esta sección

Rechazan otra solicitud de retiro de antejuicio planteada en contra de Erika Aifán

otras-noticias

Video: comunitarios se unieron para sacar un vehículo de un barranco

otras-noticias

“Lo estábamos esperando, señor Bond”: el agente 007 vuelve tras retraso por la pandemia

otras-noticias

Publicidad