[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opiniones de hoy

Reflexiones derivadas de “Disidencia y disciplina”

opinion

No podemos claudicar en el esfuerzo de construir una mejor y más incluyente Guatemala.

Esta semana tuve la satisfacción de leer Disidencia y disciplina, una investigación con enfoque antropológico cognitivo realizado por Alejandra Colom, sobre las tensiones y temores dentro del sector empresarial derivados del esfuerzo de combatir la corrupción, a partir del 2015. Lo describe la autora al señalar: “El cambio y la adaptación cultural ocurren, según varias teorías antropológicas, cuando un grupo de personas se ve confrontado con un cambio en el entorno o ambiente en el que, por años, venían desenvolviéndose”. Y los procesos que no se institucionalizan, no logran consolidar el cambio y la adaptación cultural requerida. El país sigue todavía en un cruce de caminos entre retomar la lucha anticorrupción e institucionalizar la justicia, o la prevalencia de intereses sobre el imperio de la Ley.

Esta obra permite una reflexión seria al respecto, especialmente en el ámbito empresarial. Sin pretender resumir el documento, reproduzco algunas luces derivadas de las opiniones vertidas. El proceso anticorrupción inició con amplio apoyo, descrito como ingenuidad por un participante, señalando: “Seguramente es un rasgo infantil de no ser capaces de poner en contexto que, en nuestra historia, cada intento de cambio, cada ensayo de cambio, ha sido frenado de manera contundente y eficaz”. Sobre la preservación del statu quo por parte de las cúpulas, otro participante señaló que: “Una de las cosas más claras que me ha dado todo esto es que uno de los mecanismos más severos dentro de las elites, para manejar su disidencia, era el control social”. Más adelante, otro participante subrayará la cuota de responsabilidad de grupos de izquierda en la polarización del proceso: “La izquierda tradicional nunca está satisfecha, nada es suficientemente radical. El negocio político es el negocio de lo posible. Es más fácil quedarte en la torre de marfil, esperando, y nunca perder esa altura”. También los líderes de la CICIG y el MP recibieron algunas críticas de los entrevistados: “Y lo que sí es cierto es que Iván y Thelma… empezaron a disparar en 360 grados y ya no había nadie que se pudiera sentir, digamos a salvo. Y entonces perdieron a muchísimos aliados…”. 

Como bien advierte uno de los participantes, el problema persiste: “No se dan cuenta de que, al destruir las instituciones, por no negociar con los que piensan diferente, le están abriendo la puerta al narco, que está feliz de que no existan instituciones para poder reinar a sus anchas, y que con el narco no van a negociar”. Y terminó con la invitación a construir verdades compartidas que nos hace Alejandra al decir: “Reflexiono sobre la dificultad de encontrar causas compartidas cuando no solo vivimos, sino hablamos realidades distintas, si nos resistimos a aprender los códigos culturales de las luchas de los otros. Comunicamos relevancias distantes”. No debemos, no podemos claudicar en el esfuerzo de construir una mejor y más incluyente Guatemala.

 

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia EFE
Medio siglo sin la trompeta de Louis Armstrong

Uno de los más destacados artistas del jazz falleció el 6 de julio de 1971.

noticia Evelin Vásquez/elPeriódico
Conarep rechaza las Reformas a la Ley Electoral que planteó el Congreso
noticia Jose Rubén Zamora
360 A vuelo de pájaro


Más en esta sección

Más niños, niñas y adolescentes están en situación de calle

otras-noticias

Organizaciones reiteran que participarán en el Paro Nacional de mañana

otras-noticias

¿Crisis de madurez? Las estrellas pueden experimentarlo en la edad mediana

otras-noticias

Publicidad