[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opiniones de hoy

Rendir cuentas y meditar el bicentenario

opinion

Felicitaciones a elPeriódico por el Premio Rey de España.

Este año Guatemala no tiene por qué conmemorar doscientos de la “Independencia” de 1821 porque el pueblo está decepcionado con su elite y clase política que hunde sus raíces en la Colonia y en 1871 cuando se formó la médula de la oligarquía actual. Salvo el lapso democrático de 1944-1954 la ciudadanía ha vivido bajo su círculo de hierro de extracción de los trabajadores y de corrupción oficial con sus cómplices (uniformados y leguleyos clasemedieros), mientras cada gobierno despilfarra a sus anchas junto a todas las instituciones del Estado. La mejor forma de celebrar el bicentenario sería que rindieran cuentas los últimos desgobiernos y enjuiciar a la oligarquía en un tribunal popular  por haber llevado impuesto gobiernos a dedo. Para última muestra, un ministerio de incultura que inició el festejos del bicentenario con un acto de despilfarro en Iximché (¿?) y la compra millonaria de una pintura, que luego se hizo atrás pero el delito estaba hecho. Al menos en 1921 se quiso celebrar el centenario en Guatemala porque el Partido Unionista y sus filiales en Centroamérica deseaban que ese año se reestableciera la democracia y la federación del Istmo, desde Costa Rica hasta nuestro país. Además, Guatemala tenía ganas de festejar porque el pueblo unido había logrado derrocar al tirano Manuel Estrada Cabrera bajo la coordinación de dicho partido hacía un año y quería elevar el espíritu ciudadano tras el colapso de la ciudad capital por los terremotos de 1917-18.

Guatemala no tiene qué conmemorar pero sí cuestionar el bicentenario. En 1921 ya había dudas en el istmo sobre la fecha misma de la misma, pero por un acuerdo entre historiadores centroamericanos se logró consensuar que fuera el 15 de septiembre. Lo que ahora se sabe es que no hubo tal Independencia porque el Plan Pacífico de Aycinena  logró

que tres meses después, en enero de 1822, las provincias de la capitanía se adhirieron al Imperio mexicano creado meses atrás por el general Augustín de Iturbide bajo la proclama del Plan de Iguala, que reconocía al rey español Fernando VII, derrocado en 1820 por los generales españoles porque no siguió la Constitución de Cádiz. Por eso México no celebra el día de su Independencia de julio ni la ratificada en agosto de 1821 porque fue una “independencia conservadora” acordada por las autoridades españolas y la elite criolla local. México conmemoró el “bicentenario” del grito de 1810 en favor de la Independencia y no porque la hubiera logrado ese año. Festejar el bicentenario acá choca porque no hubo participación ciudadana ni del campesinado (el noventa por ciento de la población de la época). Además, sería conmemorar un Imperio mexicano que se hundió en sus propios conflictos intercriollos. Luego los del Istmo crearon la Federación de Centroamérica en 1824, que colapsó por causa de las guerras intestinas entre los jefes liberales de los estados: en enero de 1839 así lo dispusieron  los delegados liberales de la Federación en San Salvador, incluyendo al enviado de Mariano Gálvez. De tal descalabro surgieron dos caudillos rurales en Honduras y Guatemala, el mulato Francisco Ferrara y el pardo Rafael Carrera quienes, con el apoyo de los campesinos lograron establecer cierto orden en sus estados mientras impusieron en El Salvador a Juan Lindo como su jefe estatal luego de expulsar al dictador de este Estado, Francisco Morazán, tras ser vencido por Carrera. Este, con el apoyo xinca y quiché, logró reintegrar el Estado de los Altos creado por los liberales criollos en 1838, que redujo un tercio el espacio de Guatemala. Para concluir creo que los guatemaltecos preferimos festejar el 21 de marzo de 1847 cuando liberales, conservadores y el estamento campesino de Carrera crearon la República de Guatemala, cuyo mensaje intercultural sigue vigente, mientras sigue  la lucha contra la impunidad y por la rendición de cuentas. ¡Qué rinda cuentas este gobierno y responda ¿dónde está el dinero? El pueblo quiere un cambio drástico ya.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Rodrigo Estrada/elPeriódico
Salud continúa comprando mascarillas pese a donación de máquina
noticia Redacción/elPeriódico 
Proyecto “Bosque Bicentenario” busca plantar 200 mil árboles en 2021

Las plantaciones se realizan en al menos ocho departamentos del país.

noticia Evelin Vásquez/elPeriódico 
Salud se equivocó al enviar fechas de vencimiento de vacunas

Las segundas dosis del inmunizante ruso, por las que Guatemala pagó por adelantado, se agotan.



Más en esta sección

EE.UU. autoriza tercera dosis de Pfizer para personas mayores y de alto riesgo

otras-noticias

Presunto sicario señala al alcalde de Nentón, Huehuetenango de comprar mercadería a una organización criminal

otras-noticias

Guatemala bajo la lupa

otras-noticias

Publicidad