[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opiniones de hoy

Cuaresma

opinion

Aprendimos desde niños que todo puede derrumbarse en segundos.

La época tradicional más esperada en el ciclo estacional del año normal, para un nutrido sector de la población guatemalteca, es la Cuaresma, y cuanto más para los antigüeños que llevamos grabado en el ADN la tradición, el ritual, habituados a no perder de vista la conciencia de la brevedad de la vida y a contemplar las ruinas del imperio humano a nuestro alrededor, cotidianamente, porque aprendimos desde niños que todo puede derrumbarse en segundos, que no hay fortuna que resista, que basta con un estornudo de la Tierra, un temblor, deslave,  tempestad, para contrariar la vida pacífica y modesta, o la rutilante y poderosa.    Los niños ven pasar con asombro el cortejo del Santo Sepulcro y preguntan: “¿Y yo también voy a morir?”.   

El terremoto del 76 no detuvo la continuidad de las tradiciones, aunque imperó la moderación, pero los cortejos continuaron su curso entre ruinas y frente a nuevos escombros, saliendo y regresando de champas de lámina improvisadas.  El conflicto interno tampoco frenó la conmemoración del relato de la Pasión cristiana, sino revolvió más las emociones cuando observábamos pasar junto a las filas de los centuriones romanos el desfile de soldados inquietos, tensos y en alerta, navegando entre posibles insurrectos.  Pero hace prácticamente un año todo se congeló ante el anuncio del ataque sorpresivo de un virus infame salido de una película de ciencia ficción y naves extraterrestres.    

Al inicio supuesto de la actual temporada seguía cayendo ceniza del volcán de Fuego sobre nuestra cabezas y techos, para iniciar la Cuaresma sin discriminación, pero este domingo no habrá, como ha sido nuestra costumbre el arranque bullicioso del tránsito de los Nazarenos fuera de los templos.   No habrá reuniones familiares ni júbilo de los patojos, ni anuncio a voz en cuello de la aproximación del cortejo, ni paso de algodones rosados de azúcar, sino apenas nostalgia.   

La prudencia y el miedo no se han detenido, una vuelta dio la Tierra al Sol y más de 6 mil familias han sido golpeadas mortalmente por el COVID-19, que sigue cobrando víctimas a pesar del auxilio mágico de la ivermectina, el antiparasitario de amplio espectro que resultó con acción antiviral y ha ayudado a tantos a superar el malestar, a pesar de la opinión de los incrédulos.   La energía de los guatemaltecos que ceden gran cantidad de

de trabajo, horas de esfuerzo y voluntad tesonera para conservar las tradiciones se está acumulando o dispersando.  El próximo año, quizá, regresará todo a como era antes, pero ya no será lo mismo, porque estos dos años perdidos rompieron el hilo de amarre.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Alexander Valdéz/avaldez@elperiódico.com.gt
Las cárceles del país están desbordadas

Es conocida como una prisión vip por quienes llegan a la misma y por los privilegios que se tienen en el penal.

noticia AFP
Dramas sociales son nominados al premio Spirit

Los nominados al Film Independent Spirit Award se dieron a conocer el martes. Los ganadores serán anunciados el 22 de abril.

noticia
James Gunn podría ver dejar de hacer películas por programas de televisión

El creador de Peacemaker explica la posibilidad de trabajar únicamente en televisión en el futuro.



Más en esta sección

Los olvidados limpiadores inmigrantes de la Zona Cero

otras-noticias

Jueces han concedido la libertad anticipada a más de 2 mil condenados

otras-noticias

EE.UU. aumentará “vuelos de deportación” para inmigrantes

otras-noticias

Publicidad