[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opiniones de hoy

Desestructurar la alianza oficialista corrupta

opinion

¡La lucha sigue! ¡Hasta refundar el Estado que responda a tod@s!

Cerrar la comisión del Centro de Gobierno que dirige, el inexperto Miguel Martínez y que fue creada a su medida por el presidente Alejandro Giammattei al asumir el poder para satisfacer sus pasiones, es solo una de las demandas de la población trabajadora, que sostiene con su trabajo dentro y fuera del país al Estado represor que es parte de esa pública y perversa alianza oficialista, que junto con la actual Junta Directiva del Congreso, con la casi totalidad de magistrados de la Corte Suprema de Justicia, con los jueces pro-impunidad y otros funcionarios públicos que han llevado a la debacle a Guatemala como sociedad y como nación. Y la tienen inmersa en un círculo de corrupción que multiplica pobreza en los cuatro rincones de la nación y mantiene a las comunidades rurales y urbanas en una permanente expulsión de sus brazos jóvenes a otras tierras buscando comida, justicia, dignidad y paz. 

La forma autoritaria con que accionan Giammattei, el incapaz pero servil presidente del Congreso Allan Rodríguez, la complaciente fiscal general Consuelo Porras, la escurridiza pero taimada presidenta de la CSJ, Silvia Patricia Valdés Quezada indican que son algunas de las cabezas visibles de la putrefacta alianza oficialista que avanza en la toma del Estado para entregárselo a la oligarquía y al crimen organizado. No sin antes, quedarse con una tajada del dinero del pueblo. Estos funcionarios, actúan con impunidad y asumen que la población por estar subempleada o viviendo en la ruralidad no le impacta la corrupción. Ignoran que, en este momento, la información es accesible desde múltiples canales que, ellos ya no pueden controlar, mientras sus intermediarios públicos o privados son incapaces de incidir en los diversos espacios de resistencia que se han creado a lo largo del país. 

La población sabe de sus derechos, pero también de las obligaciones que deben cumplir –de acuerdo con sus mandatos– quienes desempeñan cargos públicos, por elección o por nombramiento, porque su salario se paga con sus impuestos, directos e indirectos. Por lo tanto, deben obedecer a los ciudadanos y no a los ciudadanos a quienes se asumen emperadores, represores y verdugos por un cargo en donde durarán poco. El pueblo no quiere a Giammattei, a Allan Rodríguez, Consuelo Porras, Patricia Valdés, Roberto Molina Barreto y a muchos otros porque han demostrado que solo trabajan para sus patrones. ¡El pueblo demanda que se elijan cortes transparentes y éticas inmediatamente! 

¡Que se priorice en el Presupuesto de la nación a la población ante los desastres naturales y las pandemias, que no se use el Presupuesto para matar a sus adversarios, incluyendo a aquellos que no pueden defenderse como l@s niñ@s que viven con desnutrición! ¡La lucha sigue! ¡Hasta refundar el Estado que responda a tod@s!.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia José Manuel Patzán
Haroldo Lorenzana acepta su extradición hacia EE. UU. por narcotráfico
noticia AFP
Barcelona cancela las elecciones

El Barcelona decidió aplazar las elecciones a la presidencia del club, previstas el 24 de enero, debido a las nuevas restricciones de movilidad para limitar la incidencia de la pandemia de covid-19 en Cataluña, anunció la entidad española este viernes.

 

noticia César Leonel Mejía Rodríguez / DPI 1876 03146 0101
Triunfo confirmado


Más en esta sección

Taiwán ofrece becas a estudiantes guatemaltecos durante 2021

otras-noticias

Sepultan a Yesmin, la menor que murió por desnutrición en Jocotán

otras-noticias

Fuerzas de seguridad de Guatemala se enfrentan a migrantes

otras-noticias

Publicidad