[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opiniones de hoy

El rincón de Casandra

opinion

Recordando el 14 de Julio

Hacer el paralelo entre el 4 de Julio de 1776 fecha en que las Trece Colonias de Norteamérica rompieron relaciones con la metrópoli inglesa al declarar su Independencia   y el 14 de julio 1789 que fue el inicio de la Revolución Francesa es una tentación frecuente de los historiadores. A pesar de las  diferencias de fondo, el denominador común de ambas gestas fue la lucha por la libertad y la igualdad ciudadana ante la Ley. Las 13 colonias al tomar la determinación de declarar su Independencia unilateralmente se expusieron  a una guerra con Inglaterra, la que  ganaron  gracias en gran parte al rey de Francia Luis XVI que aportó su apoyo militar al movimiento norteamericano. La razón del monarca francés no tenía nada que ver con el concepto de Libertad. Se trataba para Francia  de arreglar cuentas  con la Corona Británica, siendo la intervención gala al lado de los norteamericanos un  episodio más del enfrentamiento periódico entre los dos reinos europeos, ello desde la Guerra de Cien Años  siglo XIV. 

Por el contrario, el movimiento denominado Revolución Francesa iniciado para efectos prácticos históricos el 14 de Julio de 1789 con la Toma de La Bastilla por la plebe,  fue  una revolución en el estricto sentido de la palabra  que llevó a Francia  a cambios radicales en su estructura política y social de forma irreversible. Y es posible que los cambios necesarios impuestos por la revolución no se hubieran dado de forma violenta, si Francia desde el ascenso al poder de Luis XVI, no hubiese caído rápidamente en una crisis de autoridad que llevó al país a un estado de total  ingobernabilidad lo que se evidenció con violencia en la primera  jornada revolucionaria del  14 de Julio.

Para entonces el absolutismo monárquico que había regido Francia durante cerca de 2000 años, era en la práctica, un concepto edulcorado, sin fuerza ni sustento, por lo cual fue barrido sin oposición por los ideales de libertad e igualdad propagados por la   intelectualidad francesa a lo largo del siglo XVIII. A ello se  sumaba  una crisis económica profunda y generalizada la que dio finalmente al traste con un Antiguo Régimen monárquico  completamente desgastado. 

El 14 de julio fue declarado Fiesta Nacional de Francia en  1880 por una Tercera República  liberal y en nada revolucionaria. Al escoger esa fecha se daba satisfacción a los ideales de Libertad, Igualdad y Propiedad que se habían a lo largo del Siglo XIX  afianzado en el espíritu francés en base a la Declaración de los Derechos del  Hombre y del Ciudadano –piedra angular del pensamiento revolucionario de 1789- documento cuya esencia  hallamos hoy de una forma u otra – en todas las Constituciones  democráticas modernas del mundo. 

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia EFE
La corrupción comienza a preocupar a los salvadoreños

La principal razón del empeoramiento de la situación del país es el covid-19, así lo señalan el 64,8 por ciento de los encuestados, señaló el rector de la UCA.

noticia Claudia Ramírez / elPeriódico
Guatemala supera nuevamente los mil casos de Covid-19 por día

Salud reportó que ayer fue el día con mayor pruebas realizadas desde que llegó el virus al país.

noticia AFP
“Solo muerto regreso”: los migrantes hondureños insisten en su ruta hacia EE. UU

Hambrientos y agotados tras más de tres días de caravana, miles de migrantes hondureños se niegan a abandonar el sueño de llegar a Estados Unidos.



Más en esta sección

5 minutos

otras-noticias

Procesan por femicidio a esposo de Luz María López

otras-noticias

Vuelve el apetito por los mercados emergentes

otras-noticias

Publicidad