[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opiniones de hoy

La cantina: Estamos todas en el mismo barco

opinion

Mi compromiso y el de todas las mujeres debiese ser el de alzar nuestra voz para desmitificar los paradigmas que nos detienen…

 

La victimización de nuestro género no es de ayuda para el mismo. Pelear en contra y criticar al género opuesto mucho menos. Tampoco lo es el exigirle a los hombres que sean proactivos en coadyuvar para que como sociedad nos podamos aproximar a la equidad de género. Esta es nuestra lucha, y solo juntas la podemos ganar. Cuando accionamos a partir de una posición de víctimas de la sociedad, estamos admitiendo que estamos destinadas a sufrir, a ser sacrificadas y lo más importante de todo, nos vemos en una posición que no nos da la fuerza psicológica y muchas veces física para abrir la brecha y construir nuestro futuro. Ser víctimas nos hace vernos como “no capaces” para hacer lo que necesitamos hacer por nosotras mismas y salir de la situación actual que queremos cambiar. Terminamos siempre esperando que alguien, algo o algún movimiento lo haga por nosotras. Cuando nuestro discurso está dirigido a señalar todo lo negativo que es el género opuesto, ¿qué estamos logrando en realidad? Generalizando y perpetuando que así son, lo único que logramos es seguir reforzándolo como verdad y que nada cambie. De una manera u otra con esta actitud terminamos avalando a una sociedad machista. El género opuesto no vive nuestra realidad; no podemos esperar que sean empáticos y mucho menos que promuevan un cambio a la condición existente a la que han sido acostumbrados. Es nuestra responsabilidad seguir abriéndonos los espacios para alzar la voz, hacer propuestas concretas y argumentadas de lo que se necesita y el porqué. Esto no significa que su participación no sea importante, simplemente no podemos esperar que sean ellos los que promuevan el cambio a una sociedad más equitativa en relación a género. Con su apoyo será más fácil, y seguro hay muchos que reconocen la urgencia de un cambio, pero es en nuestras manos en las que este radica.

La primer gran lucha que tenemos que ganar está en nuestras propias mentes. Tenemos muchos paradigmas heredados que hoy las quiero invitar a reflexionar y accionar para cambiarlos. Empecemos entre nosotras mismas. ¿Juzgas más fácil a una mujer exitosa o a un hombre exitoso? ¿Qué piensas y dices cuando una mujer es distinta a ti? ¿Qué significado le das a lo femenino? ¿Promueves más lo positivo o lo negativo que tiene nuestro género? ¿Cuál crees que es el lugar de la mujer en la sociedad? ¿Qué diferencia puedes hacer en tu vida diaria? ¿Qué tanto asumes la responsabilidad de cambiar y cerrar las brechas aún palpables en nuestra sociedad? ¿ Eres una mujer machista? Y lo más importante, ¿qué estás haciendo para cambiar esta realidad? Todas estamos en el mismo barco, es necesario que todas hagamos algo y que tengamos el mismo norte. Las mujeres estamos diseñadas para trabajar y pensar en comunidad, por ello la importancia de lo que nos digamos, pensemos y hagamos las unas a las otras, ya que tendrá una mayor relevancia en lo que queremos construir. Nosotras tenemos que ser nuestra propia comunidad, más propulsora y empoderadora para que logremos las soluciones de las necesidades que aún no están satisfechas en nuestra sociedad. Dejemos de hacer énfasis en lo que no tenemos, lo que no podemos, lo que no hemos logrado y enfaticemos lo positivo y el valor que tenemos para agregar. Necesitamos menos “peros” y más “comos”, necesitamos crear, promover y heredar discursos que nos impulsen, que nos empoderen, que nos reten y que nos hagan construir la equidad como punto de partida para obtener las mismas oportunidades para todos.

Mi compromiso y el de todas las mujeres debiese ser el de alzar nuestra voz para desmitificar los paradigmas que nos detienen, para que cada día más mujeres logremos vivir desde una posición de autodeterminación, autonomía y libertad.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Editorial
Presupuesto 2018: mal sin él, peor con él
noticia AFP
La fiesta de las luces estimula la creatividad de los pasteleros israelíes
noticia Enrique García
Congreso lleva al pleno la discusión de declarar a las pandillas y maras como terroristas

Fueron tres las comisiones que dieron dictamen favorable a la iniciativa enviada por el Ejecutivo. El pleno tendrá que votar por una de ellas.



Más en esta sección

Se estrena, por fin, «Selena: The Series» a Netflix

otras-noticias

A 40 año de la muerte de John Lennon

otras-noticias

Plebiscito contra las elecciones legislativas, la última carta de Guaidó

otras-noticias

Publicidad