[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opiniones de hoy

Los retos del nuevo presidente

opinion

El nuevo presidente debe ser un verdadero líder nacional.

 

Una vez más el Pueblo de Guatemala, a través de elecciones libres aunque no necesariamente justas, ha elegido un nuevo Presidente de la República, quien, conforme la Constitución, deberá tomar posesión del cargo el 14 de enero del 2020 y entregarlo el 14 de enero del 2024, es decir que lo ocupará por un período de cuatro años.

En nuestro país rige el sistema presidencial, matizado por una suerte de “semiparlamentarismo”, por lo que el Presidente, quien es elegido popularmente, es, a la vez, jefe de Estado y jefe de gobierno.

En un régimen parlamentario, las jefaturas de Estado y de gobierno son desempeñadas por personas distintas. El jefe de Estado en una república es elegido popularmente, como ocurre en Alemania e Italia, en tanto que en una monarquía es un título nobiliario y hereditario, tales los casos de Japón, España y Gran Bretaña. Por su parte, el jefe de gobierno (primer ministro, canciller o presidente de gobierno) es elegido por el parlamento del cual depende.

En principio, el jefe de Estado representa al país ante las demás naciones del mundo, mientras que el jefe de gobierno es la cabeza del Organismo Ejecutivo.

En Guatemala, el jefe de Estado es el funcionario que, además de representar al país ante los demás Estados del mundo, representa la unidad nacional, es el comandante general de las fuerzas armadas y vela por el interés general. A su vez, el jefe de gobierno o del Organismo Ejecutivo es quien, juntamente con el Vicepresidente, los ministros y demás funcionarios de dicho Organismo, ejerce las funciones ejecutivas y de gobierno, que son propiamente las funciones gubernativa (directrices de la política general del Estado) y administrativa (Administración Pública).

El Presidente, de conformidad con la Constitución, tiene vedado favorecer a partido político alguno, por lo que debe adoptar una actitud de neutralidad en el juego político partidista, es decir en lo que se refiere a la pugna entre facciones, extremo que parece lógico por la doble condición de jefe de Estado y de gobierno que son inherentes al cargo presidencial.

En mi opinión, todos los presidentes se han limitado a ejercer la jefatura de gobierno, ya que se han concentrado en las cortoplacistas gestiones gubernativa y administrativa. Por cierto, los últimos presidentes llegaron al extremo de delegar, incluso enajenar, las funciones de gobierno en otros integrantes de la “camarilla gobernante”, lo que supuso que no ejercieran realmente la jefatura de gobierno.

Por consiguiente, los presidentes invariablemente han renunciado a ejercer la jefatura de Estado y, por ende, han declinado ejercer el liderazgo nacional con miras a la consecución del bien común y tampoco han impulsado proyectos renovadores tendentes a fortalecer y vigorizar las instituciones de la democracia republicana que garanticen a la sociedad guatemalteca un futuro de prosperidad y paz.

Dada la profunda crisis política e institucional en que está sumido el país, se esperaría que el nuevo presidente sea, además de jefe de gobierno, un jefe de Estado, un verdadero líder, que efectivamente represente la unidad nacional, que abandere una genuina y trascendental reforma del Estado, a fin de que este, por fin, esté en capacidad de responder a las legítimas demandas de mejores servicios públicos (justicia, seguridad, educación, salud, nutrición, transporte, vivienda, infraestructura física) y de proveer condiciones óptimas para alcanzar un relevante crecimiento económico, basado en la competencia, la inversión productiva, la innovación y la diversificación, así como el desarrollo humano sostenible, que no solo rompa el círculo vicioso de la pobreza, sino que asegure una sostenida calidad de vida de los habitantes.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Evelin Vásquez/elPeriódico
Conarep rechaza las Reformas a la Ley Electoral que planteó el Congreso
noticia AFP
Justicia británica rechaza la extradición de Assange a Estados Unidos
noticia Lorena Álvarez / elPeriódico
Este año el fisco espera lograr Q64 millardos

La próxima semana el jefe de la SAT deberá presentar el informe de gestión 2020.



Más en esta sección

Gran debut de James Harden con los Nets

otras-noticias

Cremas y Antigua disputan el último boleto

otras-noticias

Dortmund y Leipzig juegan para el Bayern

otras-noticias

Publicidad