[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opiniones de hoy

La peor de las burlas

opinion

“Por la educación”

 

No en vano se ha fomentado la disciplina del pensamiento unipolar, hecho para evitar disensiones y crear una autoridad única. Efectivamente, nuestra república patriarcal ha crecido bajo la tutela de este mando ideológico “único”. Fue nuestra primera escuela de intolerancia. De insensatez. Una historia donde se alternan tiranías oscuras, con apenas pocas excepciones.

La migración infantil continúa, por ejemplo. Reiteradamente pone en la mira un problema manifiesto desde hace muchos años, pero que no se ha afrontado como nación. Los tiranos intentan invisibilizar, distraer y atraer agua a su molino abandonando sistemáticamente lo importante. Los niños de Guatemala migran hacia Estados Unidos en lugar de ir a la escuela. ¿Sabemos las dimensiones de esto? ¿Las repercusiones? Cada vez menos niños en la escuela. Y más en la frontera.

Situación apocalíptica. Dantesca. La migración es una radiografía de las carencias del Estado. De su mala conciencia. Y como se ha señalado reiteradamente, la niñez migrante pone en evidencia la pobreza que tortura a gran parte de la población. Indígena en su mayoría. Teñidas de inmediatez, las soluciones que se han planteado para “resolverlo” no son para nada coherentes con el gran problema de fondo, uno de raíces profundas: la pobreza y la exclusión, agravadas por el racismo y la discriminación. Y los encargados de hacerle frente a tanto flagelo, andan deambulando en sus íntimas pasiones.

¿Qué rutas seguir? Si tuviésemos que escoger un solo destino del presupuesto nacional que pudiera atender parte de los problemas sistémicos que vivimos, uno libre de corrupciones e intereses particulares, sin duda seleccionaría la educación (de calidad, claro). Porque la educación es un derecho generador de otros derechos. Los menores de 18 años, sin discriminación alguna, tienen el derecho a desarrollar su potencial, en todas las situaciones, todo tiempo y en todo lugar.

Aunque parezca verdad de Perogrullo, el sistema educativo no se reduce a sus asuntos administrativos o de enseñanza. También abarca al modelo económico, político, social y cultural de la Nación. A los 16 años, si mucho la mitad de los guatemaltecos asiste a la escuela. ¿Quiénes y por qué quedan fuera? Pues los niños y jóvenes en condiciones de pobreza. Las brechas entre urbano y rural; entre indígena y ladino son abismales. Seguir negándolo, representa esconder la basura debajo de la alfombra. Y este no es un tema de caridad. Es un tema estructural y de justicia que urge atender. Por el bien común. Por el porvenir.

Jamás olvidemos que en un país inteligente, las políticas educativas no pueden estar al margen de las políticas de desarrollo. Y que esconder la realidad bajo la alfombra es la peor de las burlas. Una imperdonable.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Italo Antoniotti
¿Al inicio de la decadencia?

Algo que fácilmente puede volver a ocurrirnos como humanidad.

noticia Gustavo Marroquín
Hablar de política nos mantiene vigentes, pero hablar de otros temas nos mantiene con vida

Una vida que se va como un “jalón de puro”.

noticia Editorial
Vandalismo y destrucción


Más en esta sección

Pobladores de Quiché captan lluvia para tener agua durante el verano

otras-noticias

CC resuelve consulta sobre integración de las cámaras de la CSJ

otras-noticias

Primer encendido del prototipo orbital del cohete Starship de Space X

otras-noticias

Publicidad