[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opiniones de hoy

Las contingencias de la propiedad

opinion

El manejo propietario puede ser propulsor de la creación de valor. También puede destruirlo.

 

El desarrollo de la sinergia en una organización se fundamenta en tres pilares. El primero es la Querencia, que radica en la voluntad compartida de sus integrantes sobre el futuro a construir. El segundo es la Fórmula de Gobierno, que consiste en el acomodo de las responsabilidades de sus líderes en orden a sus talentos y al ejercicio del poder. El tercero es la Propiedad, que reside en los mecanismos formales e informales para controlar quién o quiénes ejercen el poder como dueños.

Muchas compañías, familiares o no, se estancan porque sus fórmulas de propiedad no propician condiciones de gobernabilidad apropiadas para optimizar el ejercicio de la Dueñez. Batallan para asegurar su permanencia; los vacíos de poder, o la lucha por el mismo, impiden que el liderazgo en la cima se ejerza con efectividad.

Para ejercer efectivamente el rol de dueño el control de la propiedad es una variable crucial. Su manejo adecuado enfrenta una serie de dificultades.

Falta de conciencia del rol de dueño. La natural tendencia a la operación en la mayoría de los líderes aleja de nuestras prioridades la necesidad de definir el rumbo de la organización, de distribuir el poder para multiplicar la capacidad de multiplicar el valor y de pedir cuentas a quienes se encargan de dar resultados.

Falta de previsión. De igual forma, el empresario que se deja absorber por la operatividad del día a día no dedica tiempo a trabajar en el futuro, a crear las condiciones para compartir la Dueñez con quienes en un futuro habrán de gobernar.

Corta visión en el ámbito de la propiedad. En general los fundadores que han edificado desde los cimientos su empresa, no se percatan del momento en que es importante trabajar en el tema de la propiedad. No se dan cuenta de que las decisiones hereditarias y patrimoniales determinarán quiénes y cómo gobiernen la compañía en el futuro. Prueba de esto es la enorme cantidad de empresarios que mueren intestados y sin nada previsto para la siguiente generación.

Pérdida del control. Entre los emprendedores que inician su negocio sin capital, y que tienen que recurrir pronto a socios para financiar su éxito y su crecimiento, suele suceder que llega el momento en que su participación accionaria es minoritaria y que los accionistas que controlan deciden hacerlo a un lado para que otro líder tome la dirección.

Incapacidad para asociarse. Muchos hombres de empresa nunca aprenden a ser socios y a compartir la Dueñez. Quieren seguir adelante solos y pierden la posibilidad de crear sinergia con otros que, además de capital, aporten talentos complementarios.

Falta de soportes para administrar la propiedad. La gestión de la propiedad demanda de mecanismos legales que le den sustento y seguridad. Muchos empresarios creen que definir lo que quieren será suficiente. Esto genera inseguridad en socios potenciales y problemas más serios cuando llega el momento de la muerte y la herencia.

Conflictos entre socios. Las pugnas por el poder y la incapacidad de crear visiones comunes impiden crear unidad de mando en la cúspide de la organización.

Confusión del concepto de justicia. En los Negocios Familiares, y en especial en aquellos gobernados por la viuda del fundador, es fácil confundir los criterios para asignar posiciones de poder y sus correspondientes remuneraciones.

Ligereza en el manejo de la propiedad. Muchos empresarios no se toman en serio el futuro; no profundizan en las implicaciones de las decisiones en este terreno, y no actúan con seriedad de cara a la gestión de los mecanismos propietarios.

Falta de asesoría profesional. Hay abogados y contadores expertos en planeación patrimonial y hereditaria, pero es frecuente que los hombres de negocio solamente consulten con su notario o su asesor fiscal, sin buscar el apoyo de los verdaderos conocedores. Tal vez la mejor recomendación para los empresarios sobre el tema de la gestión patrimonial y propietaria sea la de tomarse las cosas en serio, darle importancia, dedicarle tiempo y conseguir ayuda profesional.

c_dumois@cedem.com.mx / http://www.cedem.com.mx / Carlos A. Dumois es Presidente y Socio Fundador de CEDEM.

‘* “Dueñez®” es una marca registrada por Carlos A. Dumois’.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia José Manuel Patzán
Trabajadores detenidos cerca de narcoavioneta recobran su libertad
noticia
Libre movilidad de centroamericanos
noticia
La tecnología de mapeo revela “ciudades perdidas” en National Geographic


Más en esta sección

Las entrañas del poder VII

otras-noticias

Ocho décadas sin James Joyce

otras-noticias

Biden urge aprobar plan de rescate

otras-noticias

Publicidad