[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opiniones de hoy

#YoNoSoyImpunidad

opinion

Confundir el desarrollo y el avance académico con la política tradicional y rastrera es un gran error.

Otro de los problemas que la Escuela de Estudios de Postgrado de la Facultad de Ciencias Jurídicas y Sociales de la Universidad de San Carlos de Guatemala ha ido enfrentando, desde hace ya algunos años, es el tema de las tesis doctorales. Hubo dos escándalos muy sonados, el del hoy prófugo de la justicia, Manuel Baldizón Méndez y el del exrector de la Usac, Carlos Estuardo Gálvez Barrios, quien todavía no ha sido investigado a fondo y no se avizora proceso en su contra. También ha habido tesis doctorales que valen la pena.

A Baldizón Méndez, además del tema de la tesis doctoral, que trató sobre Los tratados de libre comercio se le acusó de plagio en un libro lanzado por el petenero, en tiempos de su campaña presidencial. Baldizón sí asistió y participó en las clases del doctorado, lo que contrastaba con el caso del exrector Gálvez Barrios, quien fue visto unas tres veces en las sesiones regulares, por sus propios compañeros. Además, el excandidato presidencial sí conocía bien el tema, por lo menos, desde su cargo de Presidente de la Comisión de Tratados de Libre Comercio del Congreso de la República, en los tiempos en que fuera diputado. El caso del exrector era más complicado. Se graduó como doctor en 2011, ya siendo rector. Su trabajo de tesis se llamó La participación en el delito. Cuando Gálvez Barrios fue candidato a Decano de la Facultad de Derecho, presentó un libelo, que se llamaba igual. El contenido de este trabajo, fue producto de una investigación realizada en un diplomado auspiciado por la AID, la cooperación internacional de los Estados Unidos de América, en Costa Rica. Se sabe que dichos estudios no eran de una maestría. Para entonces, la Escuela de Estudios de Postgrado continuaba siendo dirigida por el Doctor René Arturo Villegas Lara, que como sabemos fue graduado de abogado y notario de la Usac y que obtuviera el doctorado en filosofía y letras por la Universidad Rafael Landívar. Entonces la gran pregunta ha sido, desde entonces, ¿cómo lograron inscribir a Gálvez Barrios para los estudios doctorales, sin que tuviera la maestría? Es evidente que un programa doctoral, tiene su reglamentación en este sentido. A pesar de que en el seno del Consejo Superior Universitario se conformó una comisión para investigar el caso de Baldizón Méndez, no se obtuvo ninguna otra conclusión que no fuera la misma que las propias autoridades de la Escuela de Estudios de Postgrado dieran en su momento y de nuevo ante la comisión pesquisidora del CSU. El caso de Gálvez Barrios nunca fue investigado. Confundir el desarrollo y el avance académico con la política tradicional y rastrera es un gran error. Los responsables son las autoridades de la Escuela de ese momento, de permitir graduaciones cuestionadas, que le restan prestigio a nuestra tricentenaria universidad. Una tesis doctoral necesita que se inicie con un proyecto de investigación serio, que aborde un problema crucial de la ciencia en cuestión, y que su resultado sea original, plagada de ideas novedosas y de resultados inéditos. Naturalmente que debe ser un trabajo no publicado anteriormente. Debe ser acompañada por un Doctor o Doctora como asesor, tutor u orientador. En nuestra próxima entrega, comentaremos cómo se encuentra este tema en la actualidad, en la mencionada escuela.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia EFE/AFP
Nueva cepa podría ser más letal

La enfermedad ha desacelerado en términos mundiales esta semana, excepto en América Latina, con un aumento del seis por ciento de casos (120 mil 900 nuevos casos diarios).

noticia Lucero Sapalú/ elPeriódico
FECI planteó amparo contra resolución que anula proceso contra Armando Escribá

La Sala Segunda separó del caso a la jueza Erika Aifán.

noticia AFP
Pelosi dice que Trump es un “claro y presente peligro” y “debe irse”


Más en esta sección

Gustavo Herrera: un hampón de grandes ligas exonerado por conocidos magistrados –suplentes– de la impunidad

otras-noticias

EE. UU. sigue de cerca acciones del Congreso

otras-noticias

Guatemala rompe su récord de corrupción

otras-noticias

Publicidad