[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opiniones de hoy

Los políticos y la realidad

opinion

Los empresarios de una nación como la que tenemos, no nos pueden sacar del subdesarrollo, porque no aumentan en número suficiente.

 

Una de las características de los políticos tradicionales que han sacado provecho ilegal de su posición cuando ocuparon un puesto público, es que se cubren con un manto de inocencia, creyendo que la población no se recordará del enriquecimiento que obtuvieron ellos y sus familiares; esto no ocurre únicamente en nuestro país, es algo que se ha vuelto común en los países latinoamericanos y africanos.

Platicando con un constructor de viviendas, exalumno mío en la universidad, me contaba hace algunos años que, al haber habido aquí problemas financieros, se había ido a Europa, donde construyó varias colonias y al disminuir la construcción, se trasladó a un país del norte de África.

Organizó su empresa, hizo estudios de costos y cotizó al gobierno la construcción de una serie de viviendas a un precio de seis mil euros por casa. Fue citado a una entrevista por el funcionario encargado del proyecto estatal donde este, después de platicar un rato le dijo: mire, el precio de seis mil euros no puede ser, debe ser de veintidós mil euros por casa, diez mil para usted y doce mil para nosotros; llenando una de las características de los negocios corruptos; la paga de más a quien realiza el trabajo, convirtiéndolo en su cómplice. Entonces le pregunté ¿qué hiciste? Su respuesta fue: regresé a Guatemala, yo no soy ladrón, ni acepto ser parte de la corrupción.

Todos los días vemos artículos de prensa escrita, celulares y televisión de funcionarios y exfuncionarios, que se sienten abusados, por ser perseguidos del delito de robar un dinero, cuyos principales dueños son los miembros de la población más pobre; habiendo muchos que carecen de trabajo y sin posibilidades de obtener uno, siendo la falta de educación uno de los principales factores.

En un país donde la mayoría de los habitantes no tiene acceso a una educación mínima de trece años para los habitantes del tercer milenio; habiendo más de un millón y medio de pobladores analfabetas y no logrando la mayoría ni siquiera ocho años de estudio, dos de preprimaria y seis de primaria; enfrentando además el hecho de que el problema se agrava porque la población crece inconscientemente a un ritmo del tres por ciento anual, duplicando su número cada veinticuatro años, impulsada en su ignorancia, precisamente por esa falta de preparación, teniendo una sociedad que no exige responsabilidad paterna por cada niño que viene al mundo, inculcada con el sofisma (mentira con apariencia de verdad) de que cada niño recién nacido viene con su pan bajo el brazo, incrementada esa falsedad con otras ideas concebidas con buena fe, pero equivocadas, que crean y forman una población irresponsable, que nos mantiene en el subdesarrollo; sin tener a la vista posibilidades de que haya una avanzada mental nueva por los políticos y servidores públicos, más preocupados en obtener ingresos personales, que en su verdadero trabajo, montar un sistema gubernamental mucho más pequeño y moderno, para salir del desastre social que tenemos, porque los modelos que usaron los países desarrollados ya no se pueden aplicar en nuestros pueblos, a menos que tengan un cambio en la mentalidad de sus habitantes.

Los empresarios de una nación como la que tenemos, no nos pueden sacar del subdesarrollo, porque no aumentan en número suficiente, por el relativamente escaso capital promedio invertido por habitante. El desarrollo lo puede lograr la población pobre con una mentalidad nueva, a través de un liderazgo local bien dirigido.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia
Senadores republicanos se niega a certificar la victoria de Biden

Trump aún se niega a reconocer su derrota e instó a sus seguidores a manifestarse en Washington ese día.

noticia AFP
2020, ¿año de inflexión para las emisiones de CO2?

El 2020 fue, contra todo pronóstico, un año notable para el clima: las emisiones de gases de efecto invernadero registraron una caída récord y la demanda de energías fósiles retrocedió.

noticia AFP
En Eslovenia, bicicletas por todas partes para celebrar un espectacular año ciclista

Bicicletas iluminadas suspendidas en los balcones, en lo alto de algunas paredes o adornando el escaparate de una tienda: ciudadanos de Eslovenia decidieron aplaudir con originalidad a sus ciclistas, que han iluminado con sus éxitos un duro año 2020.

Lo han ganado todo o casi: Tadej Pogacar, el increíble vencedor del Tour de Francia, y su compatriota Primoz Roglic, segundo en la ‘Grande Boucle’ y campeón de la Vuelta a España y la Lieja-Bastoña-Lieja.

Fue en la pequeña región de Karst y Brkini (oeste), de fuerte tradición ciclista, a unos 80 kilómetros de la capital Liubliana, donde nació la idea.

“Queríamos homenajear los resultados de nuestros corredores y aportar una nota positiva en la crisis actual”, explicó a la AFP Tina Jancigaj Avsec, una de las organizadoras de la acción.

Eslovenia, pequeño país de la Unión Europea de dos millones de habitantes, se ha visto duramente golpeada por la segunda ola de la pandemia del covid-19 y estas atípicas decoraciones de Año Nuevo suponen un bálsamo en los corazones de sus habitantes, bajo fuertes restricciones desde hace muchas semanas.

Mientras recorren los pueblos, ahora se divierten descubriendo las instalaciones y enviando sus fotografías a los iniciadores del reto, que han prometido premios para los diez mejores.

Antiguas bicicletas sacadas del garaje o máquinas de competición, bicicletas de niño e incluso ruedas de carruajes de otros tiempos, adornadas con luces, aparecen por las curvas de los caminos, en los jardines, plazas públicas o en las fachadas de las casas.

Las ruedas “simbolizan la acción, el movimiento al futuro” y un año 2021 que todos esperan más feliz, señala Jancigaj Avsec. Es el momento de “promover el turismo en nuestra región y de no caer en la depresión del coronavirus”.

Aunque ella niega cualquier connotación política, protestantes antigubernamentales las han convertido en un símbolo de “resistencia”, según la expresión del semanario de izquierdas Mladina.

Algunos han publicado en las redes sociales fotografías de estas bicicletas decoradas, haciendo referencia a las manifestaciones ciclistas organizadas en los últimos meses en las grandes ciudades del país para protestar contra la gestión de la crisis sanitaria.



Más en esta sección

Tasa de mortalidad por covid-19 en simios podría ser más alta que en humanos, dice experto

otras-noticias

La pandemia se aceleró en todo el mundo esta semana

otras-noticias

Presidente de México acusa a la DEA de “fabricar” delitos contra ex ministro

otras-noticias

Publicidad