[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opiniones de hoy

Cuando los diputados interpelan

opinion

Por negocios turbios en medicinas hay empresarios y diputados presos, y faltan.

 

Escuche hace poco de algún diputado, la defensa del derecho a interpelar como algo inherente a la función legislativa, y ello como una tarea de los honorables diputados. Si no existieran los antecedentes y los hechos que ocurren en el día a día uno podría pensar que lo que dicen es razonable. Pero si somos realistas, en la interpelación a la ministra Hernández Mack lo menos que se puede ver es algo ligado a legitimidad. Por el contrario, se trata de desviar la atención de otros temas del país que son de lejos aquellos que demandarían la atención de los honorables.

Pero, sobre todo, se trata con la comedia de interpelación, de buscar mantener la vaca lechera intacta por los riesgos que presenta el acuerdo de la ministra Hernández con la CICIG para la investigación de los negocios turbios que hay en el sistema de salud guatemalteco que lo ha tenido al borde del colapso total. Ese es el punto central, no la falta de respeto a los señores de la novena avenida al no asistir a uno de sus numeritos vulgares.

Sabemos que la salud guatemalteca está en malas condiciones. El área de salud tiene números rojos por todos lados. Es algo que sabemos desde hace años. Es la razón por la que en los Acuerdos de Paz se demandaban varias medidas, entre las cuales, aumentar en 50 por ciento el presupuesto para salud, o la creación de un sistema único coordinado de salud, medicina tradicional, y muchas cosas más. Todo ello para disminuir los números rojos en todo el sistema y los efectos sobre la sociedad guatemalteca necesitada de un servicio vital. No se hizo. Por ello las cifras dramáticas todos los indicadores, que con mucho esfuerzo se intenta revertir por Hernández Mack.

Luego lo que todos sabemos. Negocios en la compraventa de medicinas, insumos indispensables, y todos los servicios inherentes al servicio de hospitales y el sistema de salud pública. Es por ello que hay algunos empresarios de la medicina detenidos y en proceso, y es por ello que hay diputados detenidos y en proceso: son quienes se han beneficiado del negocio de la salud. O, mejor dicho, son los asaltantes del sistema de salud. Y son quienes mantienen las redes de complicidades para seguir ordeñando al sistema de salud, aunque se joda la población. Una pinta más al tigre…

Y ahora resulta que cuando una ministra quiere poner orden a ese sistema plagado de corrupción, saltan los diputados a decir, fuera, fuera, fuera. ¿Alguien que les crea semejante muestra de infamia? La ministra Mack tiene las características menos apreciadas por la banda de diputados que promueve la interpelación. Es estudiosa, joven, mujer, con ideales, valiente, honrada, trabajadora, en pocas palabras, es la antítesis de la mayoría de diputados-as, que buscan alguna notoriedad. El problema es que ya les salió el tiro por la culata. Pues crece el apoyo a la ministra y la condena a los mercenarios de la novena avenida.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Redacción Cultura
Ganadores y otros datos que debes saber sobre Juannio 2021

La 57 edición del encuentro artístico dio a conocer las obras seleccionadas.

noticia Gonzalo Asturias Montenegro
Actualidad del Ulises de Miguel Ángel Asturias

Volvió sin regresar Ulises.

noticia San Francisco | EFE
Facebook pide a la Justicia de EE.UU. que rechace las demandas por monopolio

La red social también acusó a la FTC de estar usando las leyes antimonopolio como excusa para atacar a Facebook por otras cuestiones.



Más en esta sección

Guatemalteco clasifica para Tokio pero su estatus migratorio en EE.UU. no le permitía viajar

otras-noticias

Guatemala bajo la lupa

otras-noticias

Embajada de EE.UU. lanza alerta por manifestaciones

otras-noticias

Publicidad