[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opiniones de hoy

Desajustado y contradictorio

opinion

Contradictorio es que se afirme que el presente es un gobierno democrático, cuando principia a tomar medidas de un autócrata insatisfecho.

 

Créanme. Mi  opinión representa el caso de otros miles de guatemaltecos que, al iniciar el actual gobernante su período el presente mandato, anidamos alguna esperanza acerca de que se trataba de un Presidente inexperto e improvisado, en muchos aspectos, iniciándose para tomar las riendas del poder y que, como tal, gozaba del respaldo  y la aceptación de la mayoría de votantes agotados por el saqueo, el abuso y la impunidad de sus antecesores en el poder.

Es más, cuando tuvo esos meses en que daba una declaración o un mandato  un día, y después lo cambiaba o lo contradecía, para dejar la situación en el statu quo acostumbrado, no me sorprendía y hasta lo disculpaba. Me decía a mí misma, son los titubeos que cualquier político electo para gobernar este país, adolece en su inicio. Sin embargo, ahora que han transcurrido más de diez meses del mandato de Jimmy Morales se sigue experimentando  la sensación de incertidumbre que se tuvo desde el principio. No  ha llegado a articular su gobierno porque sorprende por las actitudes desajustadas y contradictorias tanto del Mandatario como de algunos de sus más cercanos colaboradores.

Reafirmó cientos de veces “Ni corrupto ni ladrón” y podría aceptarse que él, no lo es. Pero que algunos de sus personajes más cercanos desdicen tal afirmación. Contradictorio es que aún estando convencido de las aspiraciones de honradez del Presidente, uno de sus más cercanos amigos, don Othmar Sánchez no haya dicho: “Renunciaré a los cargos que desempeño, mientras, mi situación personal se aclara, respecto a la acusación de haber avalado a otros que estafaron al fisco con una factura que avala un servicio que no se efectuó”.

Contradictorio es que se afirme que el presente es un gobierno democrático, cuando principia a tomar medidas de un autócrata insatisfecho, porque no desea ser cuestionado por ningún medio de comunicación, menos por un ágil reportero que pretenda cuestionarlo directamente.

Otro caso de una situación contradictoria es que el gobernante, “ni corrupto ni ladrón” aunque la Constitución de la República prohíba la reelección de quien desempeñe el cargo de Contralor de Cuentas, su gobierno sostiene en ese puesto, a un personaje que sirvió con mucha prestancia, parte del gobierno de Baldetti y Pérez Molina.

No podemos hablar de ideologías políticas dentro de los partidos convertidos en gestores de privilegios eternos pero, por lo menos, sí debiera existir un serio esfuerzo para definir programas y políticas que pondrán en práctica como grupo que hace gobierno. Tan solo unos desajustados ejemplos: Mientras el Presidente de la República exonera del pago de impuestos a  216 empresas e instituciones, sea cual fuere su origen, la SAT se va de cacería de brujas contra empresas evasoras y les receta cárcel preventiva, y en consonancia con el desajuste, el flamante ministro de Agricultura, sale, ese mismo día, dando declaraciones que  se propondrá una iniciativa de ley, para que los miles de vendedores de frutas y verduras paguen un impuesto del tres por ciento. Se nota que el ingenuo ministro nunca se ha dado una vueltecita por los  mercados de la Terminal y el Cenma para controlar los dinámicos movimientos comerciales que en esos mercados se dan.

Y para finalizar las imágenes, mientras el ministro de Educación se ufana de haber comenzado, en un departamento, más programas de enseñanza de lenguas indígenas, la ministra de Trabajo se hace pedazos para atender seminarios para crear empleo, en el país, y descubre que es imperativo que, para que esos 200 mil jóvenes que se gradúan de maestros y bachilleres que, engañosamente nuestro sistema sostiene,  se quedan en el limbo laboral, para ir a engrosar las filas del subempleo o de cuerpos policíacos privados. Si quieren pescar cualquier puesto de trabajo en alguna empresa o institución globalizante, deben conocer, con certeza, el idioma inglés, saber computación o haber estudiado alguna carrera técnica para las que existe gran demanda, pero que a nuestro arcaico sistema educativo no le inquietan. Al actual ministro le educación tampoco,  más lo motiva a tomar la iniciativa, de reunirse con Joviel, el líder magisterial, más nefasto que ha pasado por la historia educativa del país.

¿Seguimos con los desajustes y contradicciones o no?

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Redacción
Ministro de Gobernación, denunciado por agresiones contra manifestantes, continúa en el cargo

Gendri Reyes recibió este lunes la llave de oficina para atender a mujeres víctimas de violencia.

noticia Sputnik
Cebra de peluche extraviada se hace viral

La rocambolesca búsqueda de un peluche arrasa en Twitter. Drama y emoción en la desaparición de una pequeña cebra de trapo, necesaria para que la hija de un usuario de la red social se duerma.

noticia AFP
Biden: la democracia de EE. UU está bajo un ataque sin precedentes

Joe Biden pidió al presidente Donal Trump que aparezca en televisión nacional y exija que termine asedio al capitolio de EE.UU.



Más en esta sección

Biden revela plan de vacunación contra COVID-19

otras-noticias

México acusa a la DEA de fabricar pruebas contra el exministro Cienfuegos

otras-noticias

Twitter suspende cuentas de dos exjefes de las FARC que retomaron armas en Colombia

otras-noticias

Publicidad