[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opiniones de hoy

La culpa es de los maestros

opinion

Los maestros promedio ganan mal porque no han cumplido con su deber.

 

La vida nacional es cada vez más el reflejo de un hogar donde sus integrantes hacen lo que les da la gana, donde todos se escudan en derechos individuales y en supuestas libertades, pero olvidan el sentido de la responsabilidad. Y todo se lo debemos al incumplimiento de los maestros (aunque hay excepciones que nos salvan). No hay autoridad porque los maestros la han perdido, así como tampoco los padres mandan en casa, y menos los gobernantes (no siempre por falta de buenas intenciones sino por no estar preparados, por culpa de los maes-tros que les correspondió). En la época antigua, los grandes líderes tenían a su lado a grandes maestros. Pensemos en Alejandro Magno, cuyo formador intelectual fue Aristóteles. Luego, no nos extrañe que los actuales líderes del país sean el resultado de sus maestros. En Gua-temala, las figuras populares que roban primera plana en los diarios, son delincuentes siem-pre acompañados por sus siniestros abogados ficheros, no por sus maestros.

Sin mentores brillantes no hay patria. Los bloqueos ilegales del magisterio del pasado martes son una demostración de la falta de juicio. Lo ético sería manifestar en horario libre, en la plaza pública, sin afectar a la sociedad, mientras que lo que hacen es ejercitarse en la práctica de la extorsión, haciendo presión, amenazando, y esa cultura se la trasladan como enseñanza a sus alumnos, y así lo confesó una líder sindical durante los bloqueos recientes, cuando le preguntaron por los niños y las horas perdidas, y la furibunda huelguera afirmó que “los niños están aprendiendo con nosotros, porque quien no manifiesta no logra sus derechos”. Por eso los alumnos hacen lo que les da la gana y para todo presionan, porque no les importa obedecer ni aprender, porque no hace falta, basta con tener cuello y afiliarse a un sindicato para ganar mejor sin hacer nada. El problema nacional es por los maestros, que son de los pocos que tienen trabajo estable, con prestaciones y salud. Que ganan mal, eso es cierto, como sucede a la mayoría de ciudadanos en este país pobre. Pero no están peor que la in-mensa cantidad de desocupados y sobrevivientes en la calle, bajo la presión del diario vivir. Los maestros ganan mal por una sencilla razón, porque no han cumplido con su deber. Si de verdad enseñaran a los niños, pronto tendríamos patojos chispudos, capaces de enfrentar los problemas y de resolver. Buenos maestros significaría pronto un país rico y mejores ingre-sos para todos. Menos exigencias y todos a dar, solo así saldremos del laberinto de la necesi-dad.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia
5 minutos
noticia Francisco Roberto Gutiérrez Martínez
Manuel José Arce Fagoaga, primer presidente de la República Federal de Centroamérica

Manuel José Arce nació en San Salvador -El Salvador-, el 1 de enero de 1787; descendiente de Sancho de Barahona, conquistador de Guatemala y nombrado alcalde mayor de Acajutla en 1546.

noticia Redacción Suplementos
REPCOMM evoluciona sus servicios

Fortalece su posición en la región Centroamericana


De último momento

MP presenta solicitud de antejuicio contra Jimmy Morales

La Fiscalía contra la Corrupción tiene una investigación abierta que involucra a Morales. El expediente está relacionado a la expulsión del comisionado de la CICIG, Iván Velásquez.

noticia Luisa Paredes /elPeriódico

Más en esta sección

Envenenan a perros callejeros en San Miguel Chicaj, Baja Verapaz

otras-noticias

CIDH pide a Corte IDH proteger a cuatro opositores en Nicaragua ante “extremo riesgo”

otras-noticias

Interceptan a 102 guatemaltecos y seis hondureños hacinados en un autobús en el sur de México

otras-noticias

Publicidad