[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opiniones de hoy

En defensa del usuario de tarjetas de crédito

opinion

Las tasas de interés deben ser libres, ya que la misma permite atender a poblaciones con ingresos bajos, no bancarizadas.

La globalización financiera desde la década de los noventa del siglo pasado trajo consigo una nueva forma de hacer banca a nivel internacional. Las estructuras, modelos y prácticas sufrieron cambios significativos, la tecnología invadió los mercados financieros, y con ello también los medios de pago a través del denominado dinero plástico, tarjetas de crédito y débito, la banca en línea y más recientemente el comercio electrónico que se sirve a través de Internet.

El flujo de dinero que movilizan las tarjetas de crédito en Guatemala abarca una gran parte de los medios de pago, se calcula que se han emitido alrededor de 2 millones de tarjetas que se encuentran repartidas en manos de1 millón de clientes. A junio del año 2015, según cifras de la Superintendencia de Bancos, el monto de la cartera de tarjetas de crédito ascendió a la importante suma de Q8,370.5 millones, el 15.3 por ciento de la cartera crediticia de Consumo del sistema bancario nacional.

Este medio de pago, imprescindible en la economía moderna, fomenta el comercio y la actividad económica, además de ser un instrumento que formaliza la economía porque todo lo que pasa por el sistema de tarjetas de crédito tiene a la fuerza que ser facturado, en la actualidad se recauda el 20 por ciento del impuesto al valor agregado doméstico del país. Además el servicio cuenta con un crédito automático al cliente, sustituye el uso de dinero físico y facilita enormemente las transacciones comerciales.

Sin embargo, hasta la fecha no se tiene un marco jurídico que vele por la protección de los derechos al consumidor, los usuarios no saben cuánto a ciencia cierta les están cobrando, se hacen cargos por servicios no solicitados y se aplican prácticas de cobranza no convencionales que exasperan al consumidor. Los contratos no dan certeza jurídica para los involucrados ni igualdad de derechos y obligaciones entre las partes.

Desde hace varios años se viene intentando regular este instrumento de consumo masivo, hay varias iniciativas pero solo una consensuada que tiene dictamen favorable de la Junta Monetaria, la Superintendencia de Bancos y la Comisión de Economía y de Comercio Exterior del Congreso de la República. Dicho proyecto se fundamenta en tasas de interés libres, se establecen fórmulas de cálculo de los intereses por los días de crédito efectivamente corridos y no se permite el cobro de interés sobre intereses. La iniciativa obliga a los emisores a publicitar las tasas que se cargan a los usuarios para que ellos elijan la entidad que mejores condiciones de crédito otorgue; por lo que sabrán en todo momento cuál es la tasa de interés real que le están cobrando. De esta cuenta se transparenta el mercado y se crea una sana competencia que redundará en beneficio del consumidor.

En países como El Salvador y Colombia los legisladores tratando de congraciarse con los usuarios del servicio han establecido tasas de interés tope al financiamiento. Pero, los resultados han sido contraproducentes porque los bancos han cancelado a miles de clientes el servicio, al no hacerse rentable la operación. Por ese motivo las tasas de interés deben ser libres, ya que la misma permite atender a poblaciones con ingresos bajos, no bancarizadas. Por otro lado, es importante mencionar que este negocio conlleva pérdidas cuantiosas no solo por cuentas incobrables, sino por el robo, fraude y clonación de plásticos que la iniciativa de ley incorpora como delitos económicos.

Sin lugar a duda, una iniciativa de ley concebida bajo lineamientos técnicos en el mercado de las tarjetas de crédito es pertinente y forma parte de los proyectos de modernización financiera que están incomprensiblemente engavetados en las instancias legislativas como las leyes del Mercado de Valores, Microfinancieras, Sociedades de Garantías Recíprocas, Arrendamiento Financiero, Contrato de Factoraje, Quiebras; y las tan importantes reformas a la ley del Registro de Garantías Mobiliarias y Propiedad Industrial. A ver si los nuevos legisladores que tomarán posesión el 14 de enero del año entrante imbuidos de la “revolución democrática y progresista” desempolvan esas iniciativas y las decretan en beneficio del consumidor y el bien común.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia AFP
Liverpool prepara el festejo

Tres décadas de espera pueden llegar a su fin el próximo lunes. El Liverpool, cuyo último campeonato remonta a 1990, puede ganar la Premier League esta próxima jornada, aunque deberá esperar a una derrota del Manchester City el lunes, siempre que el día anterior se imponga en el derbi ante el Everton.

 

noticia Maurice Echeverría
El gran silencio

buscando a syd

noticia Miguel Ángel Albizures
Víctimas y Acuerdos de Paz

No olvidemos que la mayor parte de los conflictos en el agro, tienen su raíz en la situación de abandono que sufren las comunidades.



Más en esta sección

5 minutos

otras-noticias

Red Medrano conserva propiedad de 24 bienes

otras-noticias

La CC suspende trámite de amparos contra elección de Molina Barreto

otras-noticias

Publicidad