[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Opiniones de hoy

Tapaboca para la embajadora de Venezuela

opinion

La semana pasada, Franklin Nieves, uno de los fiscales venezolanos que acusaron al opositor Leopoldo López (encarcelado bajo denigrantes condiciones durante casi dos años por el régimen totalitario chavista de Nicolás Maduro) y cuya acusación criminal sirvió de base para que en septiembre de este año López fuera declarado culpable de la comisión de delitos inventados y condenado a purgar casi 14 años de prisión, huyó de Venezuela presuntamente asqueado de su participación en dicha acusación, que calificó como un espectáculo político.

En un video colgado en un sitio de Internet, Nieves expresa que su familia y él escaparon de Venezuela ya que no soportó la presión del oficialismo y de sus superiores para que presentara “pruebas falsas” contra López durante el procedimiento de apelación contra la sentencia condenatoria que promovió López. Nieves afirmó que pronto acreditaría que el juicio de López fue una “farsa”.

“A quienes me conocen, a quienes me quieren, saben que a partir de este momento van escuchar descalificaciones e injurias en mi contra porque no me presté para continuar con la farsa que se montó”, afirmó Nieves. También pidió a los demás fiscales y jueces a unirse a él a fin de decir la verdad. “A mis amigos jueces, a mis compañeros fiscales, yo los invito a decir la verdad como yo en este momento quiero hacer lo correcto, perder el miedo y decir la verdad”, dijo Nieves.

“Quiero que sean valientes, levanten sus voces y manifiesten su descontento por la presión que ejercen nuestros superiores, amenazándonos con destituirnos, con mandarnos a la cárcel y esa serie de argumentos absurdos que siempre nos ponen para amenazarnos y que podamos realizar el capricho de todas esas personas”, concluyó Nieves.

Esto es un tapaboca para la embajadora de Venezuela, Elena Salcedo, quien el mes pasado en una nota de respuesta a un editorial de elPeriódico, que repudió la condena contra López, defendió la “independencia” de la justicia oficial venezolana bajo el régimen totalitario chavista de Nicolás Maduro (cuya filial política guatemalteca fue derrotada ampliamente en las elecciones pasadas). Salcedo afirmó: “Permítame señalarle, la condena que fue impuesta al señor Leopoldo López no fue por parte de ‘tribunales chavistas’ como lo indica el editorial, sino por el organismo encargado de dictar la sentencia. Y puedo hacerle el siguiente símil: las investigaciones en Venezuela son realizadas al igual que en Guatemala por la Fiscalía General de la República. El señor López está acusado del asesinato de 43 personas, gracias al llamado que realizó para derrocar al gobierno constitucional de Venezuela mediante la organización de protestas violentas y radicales bajo el paraguas de una operación llamada La Salida”.

En todo caso, sería interesante que la embajadora Salcedo se pronunciara sobre la instalación de una comisión internacional contra la impunidad en Venezuela, calcada en la CICIG.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia María Elena Schlesinger
Oda al centro

SOBREMESA

noticia
Mensaje falso
noticia
elPeriodico Kids


Más en esta sección

5 minutos

otras-noticias

La portada del día

otras-noticias

Red Medrano conserva propiedad de 24 bienes

otras-noticias

Publicidad