[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Editoriales

A 39 años del golpe de Estado de 1982

opinion

Hoy, 23 de marzo, hace 39 años, se consumó el golpe de Estado en contra del régimen del general Romeo Lucas García (1978-82), a raíz de un supuesto fraude electoral perpetrado a favor del binomio presidencial de la coalición oficialista PR-PID-FUN, integrado por el general Ángel Aníbal Guevara Rodríguez y el abogado Ramiro Ponce Monroy, el cual, según el escrutinio de la autoridad electoral, había ganado las elecciones celebradas el 7 de marzo de 1982. En dicho proceso electoral también fueron postulados como presidenciables Mario Sandoval Alarcón (MLN), Gustavo Anzueto Vielman (CAN) y Alejandro Maldonado Aguirre (DCG-PNR).

El golpe de Estado del 23 de marzo de 1982 ocurrió en un contexto de manifestaciones, protestas y disturbios contra el referido supuesto fraude electoral, aunque, en realidad, subyacía un profundo descontento y malestar ciudadano acumulado durante los regímenes militaristas autoritarios, represivos y corruptos presididos por los generales Carlos Arana Osorio (1970-74), Kjell Laugerud García (1974-78) y Lucas García (1978-82), acusados de perpetuarse en el ejercicio del poder político a través de la imposición y del fraude electoral.

Bajo el régimen de Lucas García los actos de corrupción, la persecución política, la cruel represión y la crisis económica provocaron un rechazo generalizado de la población, que, finalmente, permeó a algunos militares jóvenes, quienes finalmente se rebelaron. Después de derrocar al régimen de Lucas García, los militares golpistas entregaron el poder a los generales Efraín Ríos Montt y Horacio Maldonado Schaad, así como al coronel Francisco Gordillo Martínez, quienes formaron un triunvirato de transición. Luego, Ríos Montt, quien había sido víctima de un fraude electoral en las elecciones presidenciales celebradas el 3 de marzo de 1974, se consolidó como jefe de Estado, desplazando a los otros 2 castrenses.

El régimen ‘de facto’ derogó la Constitución de 1965 y emitió el Estatuto Fundamental de Gobierno, que estuvo vigente hasta que cobró vigencia la actual Constitución (1985-86). Se continuó la lucha contra la guerrilla, se implementó el programa contrainsurgente Frijoles y Fusiles, se instituyeron los tribunales de fuero especial, se encausó judicialmente a algunos exfuncionarios “luquistas”, se creó el Consejo de Estado, presidido por Jorge Serrano Elías, quien el 14 de enero de 1991 asumió como presidente electo, y se integró e instaló el Tribunal Supremo Electoral (30 de junio de 1983), presidido por Arturo Herbruger Asturias.

El 8 de agosto de 1983, Ríos Montt (menos de 15 meses después de haber asumido) fue relevado en la jefatura de Estado por el ministro de la Defensa, Óscar Humberto Mejía Víctores, quien suprimió los Tribunales de Fuero Especial, decretó una amnistía general, promovió la apertura política, convocó a la Asamblea Nacional Constituyente, que decretó la actual Constitución, y entregó el cargo de presidente a Vinicio Cerezo Arévalo, después de que este ganó las elecciones presidenciales celebradas el 8 de diciembre de 1985.

En 1989, Ríos Montt fundó el partido Frente Republicano Guatemalteco (FRG), el cual en 1999 postuló como presidenciable a Alfonso Portillo Cabrera, quien ganó las elecciones presidenciales celebradas el 26 de diciembre de 1999. Asimismo, en 2003, el FRG postuló a Ríos Montt como candidato presidencial en las elecciones celebradas el 9 de noviembre de 2003, después de haber sido habilitado por la 3a. Magistratura de la Corte de Constitucionalidad, a pesar de que la Constitución lo prohibía; no obstante, fue derrotado en las urnas.

Posteriormente, tanto Ríos Montt como Mejía Víctores, así como otros militares, fueron sindicados y perseguidos judicialmente por la supuesta comisión de crímenes de lesa humanidad durante el Conflicto Armado Interno, después de la firma de la paz entre el Gobierno y la guerrilla, el 29 de diciembre de 1996, elogiada por unos y denostada por otros. Ríos Montt y Mejía Víctores fallecieron durante los respectivos procesos penales, sin que sobre los mismos hubiese recaído sentencia firme.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Roberto Moreno Godoy
Día de las Madres

Ocasión para valorar lo mucho que significan para todos.

noticia Europa Press
¿Energía renovable en el espacio? JAXA estudia la posibilidad

JAXA y Honda planean reflejar los resultados del estudio de este año sobre la evaluación de viabilidad de todo el sistema en el próximo año fiscal.

noticia EFE
La Armada china llevará a cabo maniobras cerca de Taiwán “de forma rutinaria”

El pasado 26 de marzo, las autoridades taiwanesas informaron de la detección de la mayor incursión de aviones militares chinos en su ADIZ -zona no regulada por ningún convenio internacional.



Más en esta sección

San Juan de Dios dirige 27 compras de pruebas de COVID-19 a un solo proveedor

otras-noticias

Las organizaciones y grupos que participarán en el paro nacional

otras-noticias

Exjefe de la FECI reitera razones por las que fue destituido

otras-noticias

Publicidad