[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Editoriales

Primer año de Gobierno

opinion

Cuando Morales asumió el poder hace cinco años atrás estaba claro que no tenía mucho que ofrecer en relación a los principales problemas que afrontaba el país en aquel entonces y, que dicho sea de paso, sigue afrontando; carecía de un plan de Gobierno, de un partido medianamente fuerte que lo apoyara en su gestión y de un sólido equipo de Gobierno para hacer frente a la situación. Guardando las distancias, el actual presidente llegó al poder en muchas mejores circunstancias, incluso tuvo a su favor un largo periodo de transición para prepararse para lo que se le venía encima. Para bien o para mal, estas relativas mejores circunstancias duraron poco; la entrada en escena del COVID-19 cambió de manera dramática el libreto y los papeles protagónicos de los principales actores dentro del Gobierno. Un año después que el nuevo Gobierno asumiera el poder, como era de esperar, muchas de las promesas iniciales no se han podido cumplir a causa del cambio de planes provocado por la pandemia; otras debido al tipo de problemas operativos, pugnas políticas y cambio de prioridades que siempre ocurren una vez se alcanza el poder. Sería injusto decir que todo se hizo mal, así como sería una mentira decir que todo se hizo bien. 

Más que recursos adicionales, lo que el pueblo demanda es honradez comprobada en la función pública, combate directo y frontal a la corrupción, priorización del gasto público y, sobre todo, resultados concretos por parte del Gobierno. Además, está claro que las grandes reformas estructurales a la gestión pública no se harán durante este año, razón de más para minimizar los daños que causa al país seguir asignando fondos a diestra y siniestra a rubros de gasto público innecesarios y de más que dudosa necesidad. Diputados y altas autoridades del Ejecutivo deberían reconocer que van a lograr muy poco haciendo más de lo mismo, alimentado a las insaciables mafias que se benefician del gasto público. Bastaría, pues, que el Gobierno de turno dejara “congelados” todos aquellos gastos que no aportan nada a la población y que se enfocara en conseguir resultados concretos en unas cuantas prioridades altamente valoradas por la población, para hacer la diferencia. De cierta manera, la crisis del COVID-19 brinda al Gobierno de turno esta segunda oportunidad para empezar con el “pie derecho” el resto de su mandato; de no hacerlo, más que un error, lo que explicaría desperdiciar esta oportunidad sería la necedad o las malas intenciones. 

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia AFP
Solicitan una investigación profunda del origen del COVID-19
noticia Redacción Cultura
Encuentran posible pieza arqueológica en una vivienda de la zona 13

De acuerdo con las primeras observaciones podría tratarse de una escultura del Clásico Tardío.

noticia
Army of the Dead, la nueva película de zombies de Zack Snyder

El primer avance del filme de Zack Snyder presenta un grupo de mercenarios que asaltan Las Vegas para llevar a cabo un atraco imposible.


De último momento

MP presenta solicitud de antejuicio contra Jimmy Morales

La Fiscalía contra la Corrupción tiene una investigación abierta que involucra a Morales. El expediente está relacionado a la expulsión del comisionado de la CICIG, Iván Velásquez.

noticia Luisa Paredes /elPeriódico

Más en esta sección

El resumen del día en imágenes

otras-noticias

Verstappen sigue siendo favorito

otras-noticias

Tour de Francia afronta muchos desafíos

otras-noticias

Publicidad