[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Columnistas

“La corrupción de un presidente sin tacha”

opinion

Viaje al centro de los libros

Las novelas de Francisco Pérez de Antón poseen la virtud de leerse con facilidad, lo cual es la tarea más difícil en el arte de narrar, porque es claro, y nos va llevando a los lectores de la mano, con generosa fluidez, como si estuviéramos presenciando una película. En la mente uno va dibujando la escena, y se pierde en el desarrollo nítidamente estructurado, como obra de ingeniería, en orden, organizada para capturar el interés con sorpresas sucesivas y un desarrollo lleno de imprevistos.

En su novela más reciente, La corrupción de un presidente sin tacha, se animó a realizar un ejercicio singular, porque ubica el tema en el momento real, en los días previos al cambio de gobierno que está por verificarse, pero cuando el ganador ya ha sido designado y está en el proceso de planificarse la sucesión.

La discusión y el devaneo ético que enfrentan los protagonistas, coincide con lo que leemos en los medios, lo que se conversa en la calle, sobre los alcances de la corrupción y sus posibilidades. En las columnas de opinión, se plantean como ideas que se defienden con ardor, pero en la ficción se lanzan las preguntas al aire, mientras los sucesos nos sorprenden y aturden.

La novela transcurre en la ciudad de Guatemala, en lo que se entiende como el tiempo más o menos actual, en un mundo globalizado, plasmado con las referencias de marcas de moda, intereses, planes de una solución económica al problema del desplazamiento del Pacífico al Atlántico en un tren novedoso que resolvería el problema del desplazamiento, ganaríamos en tiempo, abarataría la vida, significaría empleo, pero aceptando fuentes de dinero lavadas, producto de actividades no legales en el mundo.

Hay agentes internacionales, y una relación amorosa truncada entre un agente extranjero que es asesinado en un campo de golf y enterrado en el Cambray II, y la joven Luisa Fernanda Najarro, especialista en “big data”. El capítulo VIII es ejemplar, sustentado en el diálogo, que recuerda la habilidad de Stieg Larsson para interesar y construir caracteres. Un libro novedoso y sabroso para estos días de periodo electoral.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Europa Press
Turistas bajan en cestas de mimbre por las empinadas calles de Madeira

El vehículo consiste en un coche de madera y mimbre tirado por dos conductores que se sitúan en la parte trasera y controlan la dirección y la velocidad.

noticia Claudia Ramírez / elPeriódico
Descubre cinco restaurantes cerca de la Antigua Guatemala

Disfruta del clima de la ciudad colonial visitando estos lugares escondidos en sus alrededores.

noticia EFE
El rey y los presidentes guatemalteco y dominicano llegan a Andorra a la cumbre

Guatemala y República Dominicana participan in situ al ser el organizador de la última cumbre y la del año que viene, respectivamente.


De último momento

MP presenta solicitud de antejuicio contra Jimmy Morales

La Fiscalía contra la Corrupción tiene una investigación abierta que involucra a Morales. El expediente está relacionado a la expulsión del comisionado de la CICIG, Iván Velásquez.

noticia Luisa Paredes /elPeriódico

Más en esta sección

Harvey Weinstein podría enfrentar otro juicio

otras-noticias

360 a vuelo de pájaro

otras-noticias

Vida y obra de Frida Kahlo en exposición interactiva

otras-noticias

Publicidad