[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Columnistas

La magia del fiambre

opinion

SOBREMESA

A mediados de noviembre, cuando ya todos nos habíamos cansado de comer fiambre, y la casa había perdido el olor tan especial de la época, entre anís de butifarra, moliendas de perejil, jengibre y tomillo fresco, comenzaban a llegar de vuelta los azafates en los cuales mi madre había mandado a obsequiar su fiambre. A nuestro entender de niños, el regreso de los platos era como la continuación de la fiesta, de la comelona tan esperada, porque la costumbre de antes era devolverlos caon alguna golosina u obsequio, como muestra de agradecimiento, junto con una tarjetita manuscrita en perfecta caligrafía. Mi madre leía las misivas en voz alta, notas afectuosísimas por la deferencia, “por haberse recordado de esta anciana que ya no sirve para nada” o “por tu constancia y devoción, Mariíta, de deleitarnos cada año con tu excelente fiambre”, “porque no hay como tu sazón”. Siempre la llamaron así,

Cada suscripción es un grito en contra de la corrupción y la impunidad

Este contenido es exclusivo para miembros de nuestra Suscripción Digital y Suscripción Digital + Impreso.

Disfruta de acceso ilimitado a la versión digital por Q1/mes

Iniciar sesión Suscribirme hoy

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Lorena Álvarez / elPeriódico
Ferrovías: Empresa que demandó al Estado reaparece y forma parte de Vivarail
noticia Claudia Ramírez / elPeriódico
¿Qué hacer ante un diagnóstico de cáncer de páncreas?
noticia Édgar Gutiérrez
Presas de conciencia


Más en esta sección

El poder sobre la ley

otras-noticias

Usac: ¿Quiénes violaron a su alma máter? (I parte)

otras-noticias

Permanece abierta la convocatoria al Premio Monteforte Toledo

otras-noticias

Publicidad