[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Columnistas

Los gitanos

opinion

SOBREMESA

Existe poca literatura que narre o explique la llegada de los gitanos a tierras centroamericanas.

La memoria, heredada de nuestros antepasados, nos dibuja a los gitanos en color oscuro y forma peyorativa, ya que los describe como bandoleros, rateros, buscapleitos, pero sobre todo, como de “roba niños” cosa que hacía temblar a la ciudad de Guatemala a principios del siglo veinte.

“Ya vienen los gitanos ya vienen los húngaros” era el  gritos de alerta que corría de casa en casa cuando los gitanos entraban a la ciudad por el camino del Guarda del Golfo, provenientes de oriente, dispuestos con sus carromatos y caballos.  La gente echaba aldaba y tranca en las puertas de sus casas, y cerraban los visillos de las ventanas para que no pudieran espiar por entre las rejas si había niños en casa, y corrían a esconderlos en el último rincón de la cocina o en el tercer patio, en donde estaba el excusado, los palos de guayaba, naranja y limón.

Se decían muchas cosas como que comían carne de caballo, adivinan el futuro leyendo la baraja española y que tenían pacto con el diablo, porque hablaban y entendían a los caballos”.

Se sabe que los gitanos llegaron a Centro América a finales del siglo XIX huyendo de las persecuciones de que eran víctimas en sus poblados de origen, migración que se extendió hasta el periodo de entre guerras. Ingresaron en puertos de México y Venezuela de allí se extendieron por vía terrestre al resto de Centro América.

En El Salvador, ingresaron por el puerto de Acajutla y para lograr su ingreso respondían que llegaban de Hungría para que los dejaran pasar. Por esta razón en Guatemala el término húngaro es sinónimo de gitano.

Por lo general eran considerados vagos, gracias a su espíritu nómada de andar de lugar en lugar, adquirido a lo largo del tiempo, quizá, por padecer rechazo y discriminación, por sus costumbres y forma su estilo de vida nada convencional, lo que les obligaba a moverse continuamente de un poblado a otro, llevando a cuestas sus cachivaches, carromatos, costumbres y caballos.

Según los blogs escritos por descendientes de gitanos, el pueblo de San José Acatempa en el departamento de Jutiapa está poblado principalmente por descendientes de gitanos de Europa del Este. Muchos de sus habitantes tienen como característica genética tener la piel clara y  los ojos de color azul o verde.

 Los gitanos que llegaron a estas tierras se dedicaban a la fabricación de ruedas de carreta, herrajes, crianza de animales, especialmente de caballos, espectáculos de circo y a la adivinación.

Bajaban a la ciudad con sus carromatos jalados por caballos y tocaban de puerta en puerta para vender los peroles y ollas de cobre que utilizaron nuestros abuelos para cocinar a fuego lento de brasa, y con muchísima paciencia, los dulces encubiertos, el dulce de leche, de yemas, los antes de fruta y la miel para el turró.

Antes de abrir la puerta de la calle y salir a la calle para negociar con los  gitanos un perol o sartén de cobre, Manuela corría a esconder a los niños en el tercer patio, y a la pequeña Mariíta de cinco años de edad, mi madre, le advertía con voz firme con el dedo, “usted ni se asome a ver a los gitanos, pues tiene los ojos color verde tepocate, y ligerito se la roban y no la volvemos a ver”.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Lionel Toriello
CCcCC: la Conspiración Conservadora contra la Corte “chaira”

‘“Y es que en el mundo traidor / nada hay verdad ni mentira: / todo es según el color / del cristal con que se mira.” – del poeta asturiano Ramón de Campoamor, España, c. 1,890. Usado con frecuencia, para justificar lo injustificable’…

‘OPERETTA’

noticia Redacción
Desestiman denuncia contra el exministro de Ambiente, Alfonso Alonso

Auditores de la Contraloría reportaron posibles irregularidades en la adquisición de un sistema de biobardas.

noticia Tulio Juárez / Evelyn Boche
Gustavo Alejos y Juan de Dios Rodríguez van a prisión preventiva y 15 supuestos financistas electorales reciben arresto domiciliario y arraigo migratorio  

Juez dicta resoluciones para señalados de formar parte de los grupos Cooptación del Estado. Los ex altos funcionarios seguirán guardando cárcel en el Mariscal Zavala.



Más en esta sección

IRTRA abrirá sus parques y anuncia tres nuevas atracciones

otras-noticias

Presentan normativa para retorno a clases para el ciclo escolar 2022

otras-noticias

La USAC conmemora 76 años de autonomía

otras-noticias

Publicidad