[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Columnistas

La dictadura de la actualidad

opinion

Lado b

El absurdo de las listas de fin de año –mejores películas, mejores libros, mejores discos…– es que terminan siendo el testimonio de todo aquello que no vamos a ver, a leer o a escuchar. Talvez es bueno saber que existen y que se convertirán posiblemente en una especie de guía para el momento en que nos aislemos del mundo y nos retiremos a vivir a una cabaña en la cima de los Cuchumatanes. Puro pensamiento mágico, por supuesto, porque, en los tiempos que corren, ese retiro de la vida laboral, social, mundana se ha convertido en una nueva utopía, en un sueño de opio, en un delirio bonito pero irrealizable. Somos el producto perfecto de nuestro tiempo. A donde vayamos necesitamos wifi y agua caliente. Un día sin Internet puede provocar que terminemos dándonos de cabezazos contra las paredes. De acuerdo, es una apreciación pesimista y radical de la condición humana, pero de todas maneras cómo vamos a transportar toda esa música y todas esas lecturas a nuestro refugio secreto en las montañas más altas del mundo.

Las listas mueven nuestros miedos más profundos, que se resumen todos en el temor de desaparecer de este mundo. Actualizarse o morir, parece ser la consigna. Si no has leído estos 50 libros o no has visto estas cien películas no estás en nada. No merecés pertenecer a ese grupo de personas que si cuentan, que se mueven con toda propiedad por los laberintos del mundo contemporáneo. Te quedarás como un producto rezagado y obsoleto, como una computadora con floppy, que ya no sirve para nada. ¿Qué hacés ahí escuchando los discos de la década pasada? Posiblemente la música actual ya no te procure ni te descubra nuevos placeres, pero sino la seguís estás frito, estás viejo. Y envejecer en los tiempos que corren es un lujo que solo los escogidos pueden permitirse. Para nosotros, los simples mortales, nuestro deber es actualizarnos, cada semana, cada mes, cada año, como los teléfonos móviles. Qué significa ser actual, he ahí el dilema. Si no leíste los mejores libros de 2016, te jodiste, porque ya vendrán los de 2017 y 2018, que por supuesto no leerás porque te quedaste terminando los de 2015.

Hace un siglo, por ejemplo, la actualidad o no existía o duraba un montón de tiempo. El hundimiento del Titanic en 1912 fue noticia durante como diez años. De la Primera Guerra Mundial se habló prácticamente hasta que empezó la segunda. Ahora, la actualidad dura si mucho hasta la hora del próximo almuerzo. Si me venís con las mismas historias que ayer, mejor quedate en tu casa, refocilándote en el pasado. No podría recordar cuándo fue que entró el primer aparato de televisión en mi casa de niño, lo que sí es que duró más o menos 20 años, lo mismo ocurrió con la refrigeradora, la tostadora de pan, la radiola, la licuadora… Perdí una pequeña máquina de escribir en 1990, estuve a punto de derrumbarme, conocía mis torpezas, mis manías, mi pobre estilo literario, era la máquina perfecta y creía que me iba a acompañar para siempre. Nunca volví a utilizar una. Me enganché a las computadoras, a las actualizaciones, a la tecnología de punta. No recuerdo cuántos aparatos de estos en que escribo he destrozado desde entonces. Un día te despertás y te das cuenta de que te quedaste rezagado en el tiempo, que el ordenador ya no ordena ni responde a tus órdenes. Estás fuera de juego y necesitás actualizarte.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia
Douglas Emhoff, el primer “segundo caballero” de la historia de EE.UU.
noticia AFP
Las horas que pusieron fin brutalmente a la joven democracia en Birmania

El motivo esgrimido por los militares para justificar el golpe, el tercero desde la independencia del país en 1948, es el “enorme” fraude electoral, según ellos, en las elecciones parlamentarias de noviembre.

noticia Lorena Álvarez
Díaz Reyes seguirá al frente de la SAT

De último momento

MP presenta solicitud de antejuicio contra Jimmy Morales

La Fiscalía contra la Corrupción tiene una investigación abierta que involucra a Morales. El expediente está relacionado a la expulsión del comisionado de la CICIG, Iván Velásquez.

noticia Luisa Paredes /elPeriódico

Más en esta sección

PNC y MP han capturado a 27 personas vinculadas al narcotráfico y requeridas por EE.UU.

otras-noticias

La guía Pet

otras-noticias

CC reactiva antejuicio contra jueza Erika Aifán

otras-noticias

Publicidad