[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Columnistas

Primeros fotógrafos

opinion

SOBREMESA

El primer fotógrafo itinerante que sentó reales en Guatemala fue don León de Pontelle, quien abrió las puertas de su estudio fotográfico en 1843 en el céntrico barrio de la nueva ciudad de Guatemala, en una vivienda ubicada en la Calle de San Agustín, hoy 5ta. Avenida Sur.

Para dar a conocer sus servicios de fotógrafo profesional, Pontelle sacó anuncios en la prensa local para “ponerse a las órdenes de su estimable clientela” (E. del Cid) en el novedoso arte de la fotografía. Cámara, decorados y utilería fueron utilizados por el maestro de la fotografía, quien se especializó en el arte del retrato, democratizando así la aspiración de las personas por permanecer en el tiempo a través de la imagen, lo que antes únicamente era posible gracias al genio y agudeza del dibujante o pintor, con tintas, óleo o acuarela.

En 1871 se radicó en Guatemala don Emilio Herbruger, quien inauguró el primer estudio fotográfico formal, la Fotografía Central.

Herbruger trajo la moda de las pequeñas fotografías llamadas en Europa “tarjetas de visita” o de presentación, muy utilizadas por la burguesía europea de entonces para presentarse en sociedad. Estas fotos de formato reducido, de 6 x 8 centímetros, tenían como propósito capturar la calidad moral y el rango social de la persona retratada. Las mujeres gustaban ser fotografiadas en sus mejores galas, vestidas de satín, encajes o con terciopelo oscuro, y aderezadas con joyas propias o prestadas, como por ejemplo una pequeña perla rodeada de brillantes en el cuello para demostrar un gusto discreto frente a lo ostentoso de quienes eran llamados, en forma clasista, “nuevo rico”. Para estas “tarjetas de presentación” fotográfica, algunas mujeres gustaban ser retratadas con tiaras de brillantes en la cabeza para aparentar linaje o rango social, aunque la pinta delatara, a pesar de joyas y la vestimenta lujosa, que la señora o señorita era oriunda y nativa, por ejemplo, de Santa Tecla, El Salvador.

Estas novedosas “tarjetas de visita” se intercambiaban en cualquier reunión social y de trabajo, o se obsequiaban a la familia, a los amigos o a una dama: una forma efectivísima de ayuda de memoria.

Además de estas fotografías de carácter social, el lente de don Emilio Herbruger capturó con ojo sorprendido y con la distancia que otorga el extrañamiento, a los nativos lugareños del país. Elocuentes retratos de hombres y mujeres vistiendo su indumentaria nativa, descalzos, con los pies enormes y callosos debido al trabajo extremo, o posando muy al estilo de las imágenes cristianas que representaban la pasión de Cristo, como Jesús del pensamiento antes de ser juzgado. Imágenes de gran valor testimonial que en el extranjero eran vistas como exóticas, alentando los egos y las ínfulas de los dominadores expansionistas de entonces, o agradecían al cielo gozar de la grandiosa y opulenta civilización occidental y no vivir, en lo que se consideraba entonces, las primitivas, pero conquistadas tierras americanas.

Fue costumbre en la Europa del siglo XIX llevar y compartir estas pequeñas fotografías de retratos de personas aborígenes americanas, tarjetas que coleccionaban como “rarezas” de países exóticos y tropicales como el nuestro, las que se coleccionaban en grandes álbumes de terciopelo azul como muestra del mundo desconocido y salvaje, a su entender, las que hoy se conservan como testimonio histórico y antropológico de nuestro pasado, tanto del modelo como del ojo, sentimiento y prejuicio de quien tomaba la foto, la llamada “mirada del otro”.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia AFP
Apple lanza proyecto de educación

Con el fin de mitigar la injusticia racial, Apple desarrolla programa para apoyar población afro-decendidente en E.E.U.U.

noticia Redacción / elPeriódico
Giammattei asiste a boda de diputado de UCN

El Presidente es cercano a integrantes del partido de Mario Estrada, condenado por narcotráfico.

noticia Cristian Velix/elPeriódico
CACIF: “Trabajo del MP no debe interrumpirse por la inclusión o retiro de una persona”

El sector empresarial manifestó que las instituciones y órganos de investigación en Guatemala deben fortalecerse.



Más en esta sección

Giammattei califica de “trascendental” el lanzamiento de un billete conmemorativo

otras-noticias

Sandoval habla sobre su reunión con fiscal estadounidense Bruce Schwartz

otras-noticias

¿Cual fue la causa de muerte de Elvis? Un libro propone una nueva hipótesis

otras-noticias

Publicidad