Lunes 19 DE Agosto DE 2019
Opinión

Tributación e informalidad

Son los hábitos de pago de los consumidores los que podrían ayudar a las autoridades tributarias de países como Guatemala a recaudar algún tipo de tributos y transacciones informales.

Fecha de publicación: 21-05-19
Por: Hugo Maul R.

 

Uno de los principales retos que afronta la recaudación tributaria en países como Guatemala es cómo incorporar a una inmensa cantidad de pequeñas y medianas empresas, mayoritariamente informales, a la base de contribuyentes activos. Con tal propósito se han experimentado un sinnúmero de mecanismos tendientes a simplificar la determinación de las obligaciones tributarias de este tipo de negocios y facilitar el pago de las mismas. Sin embargo, hasta el momento, el aporte de este tipo de regímenes especiales no ha sido tan importante como se esperaba, ni en número de nuevos contribuyentes incorporados a los registros tributarios ni en aporte absoluto a la recaudación. Resultados que no implican que la forma de aproximación a la tributación del sector informal y de las micro y pequeñas empresas sea erróneo, sino que, a pesar de la simplificación de los regímenes tributarios respectivos y la facilitación del pago de las obligaciones resultantes, los costos de cumplir con las obligaciones tributarias siguen siendo altos para este tipo de negocios y los beneficios insuficientes.

Para las administraciones tributarias de América Latina ha resultado complicado conminar a este tipo de negocios a que cumplan con sus obligaciones tributarias y costoso fiscalizar de manera efectiva sus operaciones. Ambos problemas producto de la ubicuidad de este fenómeno y el reducido tamaño de sus operaciones; de los problemas derivados de determinar las bases de tributación dada la falta de registros contables adecuados; las dificultades de fiscalizar operaciones que entran y salen de los mercados con mucha facilidad, y; la alta propensión al uso de efectivo en las operaciones de este tipo negocios. En resumidas cuentas, a los contribuyentes les resulta costoso cumplir con sus obligaciones tributarias y a la autoridad tributaria fiscalizar adecuadamente a los contribuyentes.

En este sentido, el principal cambio de las últimas es el cada vez más importante papel que juega en los medios de pago. En la medida que la tecnología de la información y las comunicaciones avanzan cada vez, es más común que las personas utilicen medios tecnológicos para realizar transacciones financieras que antes involucraban efectivo. Cada vez es más común el uso de tarjetas de crédito, débito o transferencias electrónicas para realizar pagos que antes se hacían en efectivo y resultaban tan difíciles de fiscalizar. Son los hábitos de pago de los consumidores los que podrían ayudar a las autoridades tributarias de países como Guatemala a recaudar algún tipo de tributos y transacciones informales. La trazabilidad de los pagos mediante medios electrónicos ha sido utilizada exitosamente para asegurar el pago de impuestos en transacciones informales respecto de la administración tributaria, pero formales respecto del sistema financiero.