Domingo 26 DE Mayo DE 2019
Opinión

Tiempo de propuestas

“No es posible desarrollar una industria en un país simplemente abriéndole las puertas al exterior, es preciso pensar en la producción”. Mario Monteforte Toledo en Madrid, Conferencias y grabaciones 1995-1999.

Fecha de publicación: 15-05-19

 

El día de hoy el IPNUSAC, el Consejo Superior Universitario y el Rector de la Universidad de San Carlos de Guatemala, M.Sc, ingeniero Murphy Paiz, están invitando a los partidos políticos y a la sociedad en general a la presentación de la Agenda Estratégica 2020-2024: Una Propuesta desde la Universidad de San Carlos de Guatemala. El evento tendrá lugar en el MUSAC, 9a. avenida 9-79, zona 1, a partir de las 17 horas.

La presentación y el documento a entregar comprenden una versión sintética de la discusión y propuestas más relevantes, que a partir de tal fecha serán objeto de una senda publicación más extensa en la Revista Análisis de la Realidad Nacional de IPNUSAC, dado lo extenso y complejo de los temas y deliberaciones, que tuvieron lugar previamente, con la participación de destacados académicos vinculados a la Universidad.

Los ejes de discusión se focalizan en: Seguridad democrática, justicia y legalidad; Estado y democracia; Desarrollo incluyente, integral y sostenible y desarrollo rural; Educación y finalmente Salud y Seguridad Social. La lista de expertos es amplia, contándose con personalidades como: Artemis Torres, Geidy de Mata, Andrely Cisneros, Irma Borrayo, Magaly Arrecis, Karin Herrera, René Villegas Lara, Jorge Mario García Laguardia, Bayardo Mejía, Mario Roberto Morales, Mario Luján, Ricardo Marroquín Rosada, Roberto Cancino, Eduardo Velásquez Carrera y otros no menos importantes.

La agenda planteada busca contribuir al debate y aportar soluciones dirigidas al fortalecimiento institucional y la promoción de niveles de participación ciudadana para consolidar precisamente: La Democracia. Se trata de reforzar una visión de Estado que viene manteniendo la tricentenaria desde su fundación autonómica en la década de la primavera democrática.

El documento aborda una serie de campos de la problemática del país, con nivel propositivo, dentro de una óptica de búsqueda del bienestar colectivo; a través de ideas para la implementación, mediante la creación de bienes públicos que persiguen, por ejemplo, la mejora de la infraestructura, haciendo un llamado urgente en cuanto a la meritocracia y profesionalización del Estado, a través de la carrera administrativa, y la búsqueda de mayor agilidad y transparencia en las adquisiciones públicas.

Se plantean también las acciones más urgentes en materia del Estado de Derecho y la rendición de cuentas, para operacionalizar una agenda que contiene una proyección mínima de Q90 mil millones en inversión pública, que de acuerdo con la clasificación presupuestaria del medio, se dirige a los siguientes sectores: asuntos económicos; protección ambiental y de urbanización y servicios comunitarios; salud; educación; orden público y seguridad ciudadana y atención a desastres y riesgos.

Se trata también de la administración de un presupuesto, que en el período de la propuesta no será menor a los Q360 mil millones y que debe abandonar la improvisación y la falta de transparencia de los últimos tiempos, para dirigirse con mayor sentido y orientación a la solución de los más ingentes problemas materiales de la sociedad guatemalteca.

La Universidad siempre ha estado presente en la edificación de propuestas. Por ejemplo, guardo en una gaveta especial de historia inmediata los documentos propositivos que en el período pre democrático los representantes de la Universidad hicieron al jefe de Estado de ese tiempo, Oscar Mejía Víctores, durante la celebración del Gran Diálogo Nacional en 1985. Más de tres lustros después, sí que es hora de evaluar esta democracia que desfallece y urge de remozamiento, para bien del pueblo.