Domingo 22 DE Septiembre DE 2019
Opinión

¿Quién gobierna en Guatemala?

Se dice que las listas de colaboradores con los expertos en transas corruptas están ya en el poder.

Fecha de publicación: 22-06-18
Por: Silvia Tejeda

¿Existe realmente una junta de veteranos atrás del presidente Morales que lo ayuda en la toma de decisiones políticas? Es una incógnita que ronda en la mente de miles de guatemaltecos que pretenden tener un atisbo para comprender la insólita forma de su gobierno.

Frecuentemente me pregunto: ¿De dónde salen los guiones que conducen a ciertos funcionarios para cultivar el desprestigio sembrando la incertidumbre y se ponen en ridículo? Porque de lo que afirmaron ayer, se retractan hoy y, después de ponerse en el polo más negativo de la política, se resbalan al más positivo, pretendiendo disimular sus primeros errores.

¿Por qué suceden esos cambios de actitud y de enfoque sobre temas delicados que debieran responderse sobre un criterio certero de un gobernante? Esas incoherencias, esos desajustes, esas contradicciones son realmente desconcertantes y confusas.

Esos arranques, digamos exabruptos de mantenernos en la incertidumbre del hoy sí, mañana no y pasado mañana quién sabe y viceversa es una fórmula original del presente gobierno; que se ha ido convirtiendo en su carta de presentación local e internacionalmente, de una gestión que dura ya 30 meses, más de la mitad del periodo temporal del presente gobierno.

Si al inicio muchos lo disculpamos con benevolencia por su impericia e inexperiencia, poco a poco esas idas y venidas de criterio a miles de guatemaltecos nos mantiene perplejos y confundidos.

Tal desenvolvimiento solamente sirve para sembrar la duda en las mentes más observadoras como para intuir que a quien le dimos el poder por el voto, real y concretamente no lo tiene, ya que si así fuera no sucedieran tantas falencias en sus intervenciones de representar al más alto poder. La única explicación que podría encontrar mentalidad observadora sería que sobre una decisión tomada frecuentemente hacen prevalecer otra más consensuada. Y por ello, sería más claro entender el porqué de tanto decir y desdecirse, como le sucede a la leal canciller que da visos que por el aprendizaje de las lides diplomáticas no pasó o que sufre del mismo síndrome que sufrimos todos de que el ahora sí y mañana ya no.

Desde otra perspectiva, pero siempre con la incógnita de ¿quién gobierna en Guatemala? Es inexplicable cuando un político fue electo por la voluntad de los ciudadanos como concentra todo su esfuerzo en restituir cargos a importantes pilares miembros de las mismas redes expertos en negocios corruptos de los gobiernos anteriores. Se dice que las listas de colaboradores con los expertos en transas corruptas están ya en el poder. ¿Es acaso que nuestro mandatario no lo sabe? Podría ser sus nichos de poder no llegan a tanto. ¿Será que el mandatario conoce las carencias que la mayoría sufre como para asignarle a borbotones los millones de quetzales al ministerio de la Defensa en el presupuesto de este año y del siguiente? Quién sabe.

Por de pronto esperemos más incongruencias como es la de aseverar que los medios de comunicación inventan las malas y equivocadas noticias, solo volvamos la mirada al papel que se hizo al inicio con el tema de los niños separados de sus madres en la frontera de Estados Unidos y tenemos la respuesta.

¿Quién realmente gobierna Guatemala? Es el misterio de la telenovela que nos ha costado más cara.

Etiquetas: