Viernes 16 DE Noviembre DE 2018
Opinión

Antigua libre de plásticos de un solo uso

Está comprobado que el plástico al entrar en contacto con el calor suelta químicos altamente dañinos.

— marcela gereda
Más noticias que te pueden interesar

Cada año aproximadamente un billón de bolsas de plástico son consumidas en el planeta, lo que representa que cada minuto se consumen un millón de estas bolsas. La gran mayoría de estas, terminan en el mar.

El plástico es una sustancia que la tierra no puede digerir ni degradar. La cantidad de químicos que libera al descomponerse en el medio ambiente o al ser quemado lo convierte una sustancia altamente tóxica para los humanos, para los animales y para el medio ambiente. Varios estudios han demostrado que el consumo de plástico en nuestras vidas está ligado a cáncer y a infertilidad.

Por ello la Organización Mundial de la Salud (OMS) y el Programa para el Medio Ambiente (PNUMA), ha hecho una declaración que apunta al plástico como una amenaza global para los ecosistemas y la salud humana.

Cada fragmento de plástico que ha sido creado sigue existiendo sobre la faz de la tierra.

En Guatemala el manejo de desechos sólidos en un problema nacional, ya que los desechos no se tratan debidamente. El país está lleno de basureros clandestinos. Según el IARNA el 99% de los cuerpos de agua del país están contaminados.

Y sin embargo hay acciones ciudadanas esperanzadoras: el fin de semana muchos antigüeños y guatemaltecos en una actividad llamada “Limipiatón” organizada por organizaciones de la sociedad civil, expresamos a una sola voz: “queremos una Antigua sana, libre de plásticos de un solo uso”.

Muchos antigüeños firmaron una solicitud dirigida a la Municipalidad de Antigua para regular el uso de bolsas plásticas, pajillas y duroport. Es también de celebrar que la alcaldesa Susana Asencio junto al concejal Luis Alberto Asturias, y autoridades municipales de Pastores asistieron a esta actividad ecológica del pasado sábado la cual la cerró Mauricio Méndez, alcalde de San Pedro la Laguna.

Antigua es Patrimonio cultural y natural, resguarda una parte fundamental de la identidad e historia de los guatemaltecos. Tanto en áreas urbanas como áreas rurales, el volcán de Agua, volcán de Acatenango, las montañas, aldeas y fuentes de agua, y en general, todo el Valle de Panchoy están cada vez más desbordadas de desechos no biodegradables: pañales, pajillas, bolsas plásticas, duroport, etcétera.

Existe en todo el país (en Antigua en particular al ser un lugar altamente turístico) un uso desmedido y desregulado de artículos desechables, como son las bolsas plásticas, pajillas y duroport, ello tiene graves consecuencias para la salud y para el ambiente  porque estos artículos no pueden ser reciclados de ninguna forma, lo que los convierte en problemas para todo el ecosistema. Estos artículos se utilizan nada más por unos cuantos minutos, para luego permanecer en nuestro ecosistema por cientos de años, contaminando los espacios públicos, las áreas y recursos naturales, aniquilando a muchísimas especies de animales y produciendo numerosas enfermedades a residentes y visitantes.

Está comprobado científicamente que el plástico al entrar en contacto con calor (en bolsas para tortillas o en botellas de agua calentadas por el calor del sol) suelta químicos que son altamente dañinos para salud produciendo graves enfermedades. Un estudio demostró que mucho del pescado que consumimos viene con BPA (bisfenol del plástico) convirtiéndose en una posible causa de cáncer e infertilidad.

Dada la importancia histórica y cultural de Antigua Guatemala para la nación guatemalteca y para el mundo, como Patrimonio de la Humanidad protegido por la UNESCO, es imprescindible que la ciudad cuente con una legislación apropiada que incentive a la población a reducir el uso de artículos desechables como son las bolsas plásticas, pajillas y duroport.

Por ello muchos antigüeños están hablando de la necesidad  de tomar como modelo a San Pedro la Laguna donde se cambiaron las bolsas de plástico por bolsas de tela, y el duroport por hojas de plátano o papel, están hablando de la necesidad de prohibir y erradicar el uso de bolsas plásticas, pajillas y duroport y paralelamente educar a la población en consciencia ambiental.

La Antigua Guatemala puede llegar a ser un municipio ejemplar para todo el país. Tanto la sociedad civil como la iniciativa privada, manifestamos con firmeza nuestros deseos de participar y apoyar a la Municipalidad de Antigua Guatemala en la gestión y construcción de una Antigua sana, bella y saludable para todos.

Todos somos Uno.

Recomendación: ver documental: “Océanos de plástico” (Netflix).

Etiquetas: