Sábado 17 DE Noviembre DE 2018
Opinión

La nueva política

Proteger la verdadera democracia (principios y valores) de la falsa democracia (vieja política).

— Anabella Giracca
Más noticias que te pueden interesar

Con base en mi última columna, acá la otra cara. La amable, la imprescindible, la impostergable:

Nueva política: Llega al poder con un plan coherente y el equipo más capaz para echarlo a andar. Cuenta con serias medidas de resolución de conflictos y de prevención. Traza políticas públicas que respondan a las necesidades de los pueblos. Marca ruta. Reforma el Estado.

Nueva política: Cree en la alternancia generacional. Entrega la estafeta.

Nueva política: Trabaja por causas de Estado y no por imagen personal. El protagonismo se centra en políticas y no en individuos. Proyecto de propuestas. De ideas. No recurre a falsa propaganda porque sus resultados tienen voz propia. Nunca se victimiza.

Nueva política: Reina la transparencia, la competencia, la responsabilidad y la buena gestión pública. La corrupción no está en su imaginario.

Nueva política: Aplica la paridad y la alternabilidad por naturaleza. Desde sus bases.

Nueva política: Su objetivo es el bien común. En su naturaleza está resolver los grandes problemas
nacionales. Contempla el mediano y largo plazo.

Nueva política: Es empática y solidaria. Rompe con cadenas hegemónicas y colonialistas. Cree en el pluralismo y valora la diversidad. Penaliza severamente el racismo y la discriminación.

Nueva política: Fomenta la democracia interna.

Nueva política: Ve al ciudadano como un valor. Lo dignifica. Humaniza política y economía.

Nueva política: Se basa en un pacto de ética y en principios sólidos. Hay entrega y convicción.

Nueva política: Las demandas ciudadanas legítimas componen su agenda. Administra con integridad los fondos públicos. No abusa con gastos innecesarios y jamás utiliza el erario para derroches personales.

Nueva política: Cada acción intenta garantizar
cambio, mejora, respuesta.

Nueva política: Respeta a las bases y sus reivindicaciones. Escucha, consulta y resuelve…, jamás criminaliza.

Nueva política: Se adhiere a la voluntad popular. Es sólido y coherente con su ideología. Jamás se vende.

Nueva política: Es horizontal. Propone un modelo de cuadros y no de caciques. Responde a los problemas de raíces profundas con pertinencia y conciencia: Justicia a cambio de caridad. Equidad a cambio de brecha.

Nueva política: Su financiamiento es de conocimiento público. No esconde ni disfraza. No se compromete con deudas oscuras ni favores. Sus alianzas son públicas y claras.

Nueva política: Posibilidad, creatividad, probidad.

Nueva política: Realista pero optimista. ¡El arte de lo posible!

Etiquetas: