Miércoles 11 Enero 2017
Opinión

El rincón de Casandra

¿Triste globalización?

— Jacques Seidner

Ante el pretendido y quizás verídico fracaso de la globalización económica mundial, recordemos en este momento algunas ideologías del pasado y modos de tratar asuntos económicos según las culturas nacionales. Veamos.

Comunismo: Tienes dos vacas. El Estado te quita ambas y te da gentilmente algo de leche para tu consumo siempre y cuando seas del partido.

Socialismo: Tienes dos vacas y le cedes una a tu vecino. Y tutti contenti.

Fascismo: Tienes dos vacas. El Estado te las quita y accede a venderte algo de leche.

Capitalismo tradicional: Tienes dos vacas. Vendes una y compras un toro. Crece en número tu ganado. Lo vendes y vives de las rentas de tu capital… por lo menos hasta que llegue la siguiente crisis de Wall Street y los intereses se tornen negativos.

Burocratismo: Tienes dos vacas. El Estado te las quita por extensión de dominio, mata a una, ordeña la otra y tira la leche a la reposadera por no hallar compradores para ella.

Corporación italiana: Tienes dos vacas, las buscas por todas partes y al no encontrarlas te vas a almorzar con tu novia.

Corporación francesa: Tienes dos vacas. Te pones en huelga, organizas una bronca, bloqueas carreteras y todo ello porque quieres que el Gobierno te dé una tercera vaca gratis…

Corporation suiza: Tienes dos vacas. Ninguna de ellas te pertenece. Le cobras al dueño por resguardárselas. ¿Vacas o bancos?

Corporación griega. Tienes dos vacas lecheras que te fueron financiadas por bancos alemanes y franceses. Las matas y te las comes. Los bancos te llaman para que les pagues con su leche –lo que no puedes por habértelas comido. Entonces acudes al FMI que te presta para dos vacas lecheras más. También las matas y te las comes. Los bancos y el FMI te llaman cobrando las vacas y/o la leche pero saliste al peluquero para un corte a la moda. Y nada sucede.

Corporación británica: Tienes dos vacas que resultan ser “vacas locas”. Te declaras en quiebra. Y votas a favor del brexit.

Corporación norteamericana: Tienes dos vacas lecheras. Vendes una y obligas a la otra a producir lo de cuatro vacas. Pasado el tiempo le pagas a un consultor especialista para que dictamine por qué tu única vaca falleció.

Corporación china: Tienes dos vacas. Hay 300 chinos ordeñándolas. Tu declaras urbi et orbi que tienes cien por ciento de empleo y una productividad lechera máxima. Entonces mandas a arrestar al periodista que tuvo la osadía de publicar la realidad de tu situación económica distorsionada.

Corporación india: Tienes dos vacas. Las adoras según tu religión y te dejas morir de hambre.

¿Habrá sido lo que antecede más rentable que la mundialización económica actual por muy inadecuada que esta sea?