Domingo 24 DE Marzo DE 2019
Opinión

El agua bendita del aeropuerto…

— Jose Rubén Zamora
Más noticias que te pueden interesar

La compra de tecnología para el control migratorio del aeropuerto alcanza extremos impensables: NEC México vendió este equipo a crédito –aunque no le han pagado- a las empresas de cartón de Zeppelín Ligorría en US$22.3 millones, y, a su vez, Zeppelín se lo quiere zampar al Estado de Guatemala por la bicoca de US$109 millones. Es decir, la mordida, si se concreta este negocio sucio, infame, escandaloso y fraudulento es de US$87 millones.

Zeppelín y su tropa de testaferros y operadores estaban tan seguros de que este oprobioso negocio se llevaría a cabo, que el equipo lo trajeron y lo embodegaron en Guatemala desde los tiempos en que Otto Pérez Molina y Roxana Baldetti eran presidente y vicepresidenta de la República.

El lunes y martes publicaremos la génesis y bitácora de este negocio infame y los contratos lesivos y onerosos que dos veces fueron firmados y dos veces rescindidos y la fecha de internación del equipo de tecnología japonesa de NEC.

Como el presidente Jimmy Morales dijo en su campaña: no queremos ni aceptamos ni corruptos ni ladrones: que Zeppelín Ligorría se quede con el equipo y lo devuelva y, si el país lo necesita, que la compra y contratación de tecnología para el control migratorio resulte de una licitación internacional abierta y competitiva.

No a la corrupción y a la impunidad. Que el Ministerio Público investigue y persiga la evidente conspiración, la simulación y la colusión para la concreción de este oscuro negocio.

Etiquetas: