Jueves 22 DE Noviembre DE 2018
Opinión

Juzgamos sin conocer

Debemos diseñar un sistema económico guatemalteco, con una democracia moderna diferente.

— Jaime Arimany
Más noticias que te pueden interesar

Al ser humano se le hace fácil juzgar y sacar conclusiones únicamente por referencias, las cuales son generalmente originadas por enseñanzas, siendo estas muchas veces sesgadas y acompañadas de experiencias personales, formándose en nuestra mente imágenes y acciones que en una gran mayoría de los casos no coinciden con la realidad.

Entre las posibles causas de esa actitud destacan: el mal trato de alguien que se sentía superior por estar en diferente posición económica, política, educativa o en un puesto de administración más alto; también puede ser consecuencia de enseñanzas y comentarios de personas que se han sentido menospreciadas; otras, que al ver la realidad en que vive gran parte de la población, culpan a todos los miembros de un grupo social por esa situación.

Algunos sitúan y juzgan a personas basados en el apellido, el aspecto físico, el lugar de origen, la capacidad económica, las amistades, su actitud en un momento dado, por ideas no expuestas claramente, etcétera siendo esta una costumbre que la gran mayoría de seres humanos tenemos, volviéndonos injustos en muchos casos.

Al ponernos a leer algunos documentos y libros, corremos el peligro de que nos entusiasmen y lleguemos a conclusiones favorables a ideas e idealismos, sin tener un conocimiento global del contenido, que nos señalaría el fracaso cuando fueron aplicadas.

Entre los grandes estudiosos de los temas económicos existen grandes diferencias de propuestas y soluciones, a pesar de que estén de acuerdo en gran parte de los elementos que sostienen las teorías que defienden y enseñan; tomemos por ejemplo las teorías económicas de la libertad de empresa, las Escuelas Económicas: Austriaca, Monetarista, Keynesiana etcétera y entre las Socialistas destacan: las de Carlos Marx y Friedrich Engels, con sus diferentes variables, según los países donde se han aplicado: URSS, China, Cuba, etcétera.

Estoy en contra de las dictaduras; sin embargo, últimamente los países asiáticos cuya mayoría de la población estaba en situaciones económicas de pobreza, como la que vivimos nosotros, han salido de la misma con gobiernos manejados por dictadores; repito nuevamente, estoy en contra de las dictaduras, la formación de la Cámara de la Libre Empresa y los tres debates presidenciales que organizamos entre los años 1985/86 son testigo de ello.

Debemos diseñar un sistema económico guatemalteco, con una democracia moderna diferente, en el cual se sienta continua y rápidamente la disminución de la miseria y el logro de un cambio social en 20 años de todos los habitantes.

Estoy convencido que se puede establecer variantes en el sistema de acción y control por parte del Estado, a través de la descentralización del Poder Ejecutivo, para lo cual ya existe una ley, cuyo reglamento fue publicado el 5/9/02; se debe modernizar la tecnología para cambiar el sistema de la toma de decisiones del Poder Legislativo y de mejorar la que ya nos ha dado buenos resultados en el Poder Judicial.

Trabajemos sobre esta base y propongamos acciones, para lograr el gran objetivo, el desarrollo económico de toda la población de nuestro país.

jaimefranciscoarimany.com

Etiquetas: