[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Investigación

Covial adjudica contratos a empresas de exdiputado


Las empresas del Consorcio H del exdiputado Carlos Humberto Herrera Quezada, acusado de abuso de autoridad y peculado en el caso Plazas Fantasma en el Congreso, han sido favorecidas este año por la Unidad Ejecutora de Conservación Vial (Covial) del Ministerio de Comunicaciones con contratos por Q56 millones. En 2019 durante la gestión del exministro José Luis Benito, las empresas de Herrera obtuvieron contratos por Q67 millones.

La fortuna le ha vuelto a sonreír al exlegislador Carlos Humberto Herrera Quezada, acusado de abuso de autoridad y peculado por sustracción en el caso Plazas Fantasma en el Congreso. Sus empresas constructoras han sido beneficiadas este año por la Unidad Ejecutora de Conservación Vial (Covial) del Ministerio de Comunicaciones, que dirige Mario Gustavo Aguilar Alemán, con ocho contratos por un monto que supera los  Q56 millones.

CDM Vial de Guatemala, Burgocons, Grupo Edifica y Grupo Construyala Constructores son las empresas que han sido beneficiadas con contratos por Covial en 2020. De acuerdo con el portal de Guatecompras han recibido contratos por Q56 millones 4 mil 461.

En siete de esos contratos no tuvieron competencia (fueron el único oferente) y solo en uno tuvo otro competidor, pero su empresa CDM Vial fue favorecida, pese ofertar más caro.

Las cuatro constructoras citadas forman parte del conglomerado denominado Consorcio H,  el cual incluye otras como Desarrollos Múltiples, Dismar Constructores y Fines Comerciales.  

El vínculo entre las empresas es fácil de establecer,debido a que muchas fueron fundadas en 2010 ante la notaria Sandra Elizabeth Agustín Sutuc, quien fue asesora de Herrera Quezada en el Congreso, o bien comparten la misma dirección física, número de teléfonos, representantes legales o director de obras, según los datos reportados por las empresas en la base de datos del Registro de Precalificados del Ministerio de Comunicaciones.

En 2016 la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG) y el Ministerio Público (MP) revelaron que empleados de las empresas vinculadas a Carlos Herrera poseían plazas fantasma en el Congreso de la República.

Diputado y constructor

La relación entre políticos, financistas y funcionarios es uno de los problemas que más afecta las contrataciones de obra pública; principalmente cuando involucra a diputados y/o exdiputados por los conflictos de interés y presiones que ejercen para recibir contratos.

Pese a que los contratistas del Estado no pueden postularse ni ejercer un cargo público, muchos encuentran la forma de burlar dicha prohibición y los controles del Tribunal Supremo Electoral (TSE), mediante el uso de sociedades anónimas o testaferros.

Carlos Humberto Herrera Quezada es conocido por haber sido operador político de Luis Rabbé, cuñado de Ángel Remigio González, dueño de los canales 3, 7, 11 y 13.

En 1999, Luis Rabbé se postuló para alcalde de la ciudad capital por el partido FRG, pero no fue electo; sin embargo, Herrera Quezada, quien integraba su planilla edil, fue elegido Concejal para el periodo 2000-2004. Como premio de consuelo, el presidente Alfonso Portillo nombró a Rabbé ministro de Comunicaciones y este contrató a Herrera como uno de sus asesores, hasta que fue destituido en julio de 2001 por señalamientos de corrupción en la concesión de contratos de construcción de carreteras a cambio de sobornos. Herrera y Maynor Ruiz, ambos asesores de Rabbé, fueron señalados de cobrar comisiones a los constructores. 

Carlos Herrera es conocido en círculos políticos como uno de los principales operadores de Luis Rabbé, cuñado de Ángel González, dueño de los canales 3, 7, 11 y 13.

El 19 de octubre de 2002, Prensa Libre publicó una nota donde Karen Fisher, fiscal contra la Corrupción del Ministerio Público, informaba de una denuncia presentada en 2001 por Sergio Beltetón contra Carlos Herrera y Maynor Ruiz, exasesores de Rabbé, quienes recibían Q60 mil a cambio de adjudicar contratos en la Unidad de Conservación Vial del Ministerio de Comunicaciones, esta denuncia estuvo traspapelada más de un año.

En 2011, Carlos Herrera fue electo diputado al Congreso por el partido Unión del Cambio Nacionalista (UCN) para el periodo 2012-2016, pero se separó de la UCN junto a los diputados y hermanos Luis y Alfredo Rabbé Tejada para conformar la bancada Mi País.

Durante su periodo como congresista (2012-2016) las empresas constructoras de Herrera Quezada obtuvieron contratos con el Ministerio de Comunicaciones por Q52.5 millones, según los datos publicados en el portal de compras estatales Guatecompras.

Acusado de peculado

En 2015, Herrera fue electo cuarto secretario de la Junta Directiva del Congreso que presidió Luis Rabbé. Ese año se postuló como candidato a diputado del Distrito Central con el partido Libertad Democrática Renovada (Lider), sin embargo, no logró la reelección.

En mayo de 2016 la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG) y la Fiscalía Especial contra la Impunidad (FECI) del Ministerio Público (MP) acusaron a los integrantes de la Junta Directiva del Congreso de 2014-2015 y 2015-2016, esta última  presidida por Luis Rabbé e integrada por Carlos Herrera, de haber creado una cantidad innecesaria de plazas fantasma asignadas a diputados que se beneficiaban de ellas.

Según las investigaciones realizadas por la CICIG, Herrera tenía asignadas cinco de esas plazas fantasma, mediante las cuales se contrataron a cinco empleados de sus empresas constructoras, las mismas que trabajaban para el Ministerio de Comunicaciones y que ahora son favorecidas por Covial, quienes nunca se presentaron a laborar al Congreso, pero cobraron salarios.

Herrera Quezada se entregó y es acusado por los delitos de abuso de autoridad y peculado por sustracción, pero el juez Walter Villatoro, primero, y luego la jueza de Mayor Riesgo, Claudette Domínguez, le otorgaron arresto domiciliario por motivos de salud.

De cero a Q56 millones

Después de que Herrera Quezada fue procesado por abuso de autoridad y peculado, sus empresas constructoras no obtuvieron ningún contrato con el Estado en 2016.

En 2017 solo CDM Vial obtuvo un contrato por Q1 millón 548 mil 713.20 con Covial; y otro por Q3 millones 132 mil 892 con Covial, en 2018.  

Fue hasta 2019, bajo la gestión del ministro José Luis Benito, actualmente prófugo de la justicia por el caso de las maletas con Q122 millones descubiertas en La Antigua Guatemala, que las empresas de Herrera Quezada obtuvieron contratos con el Ministerio de Comunicaciones por un monto de Q67 millones, la mayor cifra obtenida en su historia.

Este año las empresas de Herrera Quezada suman ocho contratos por Q56 millones con Covial del Ministerio de Comunicaciones. Las beneficiadas son Grupo Construyala Constructores, S.A. con dos contratos por Q10 millones 140 mil 470 con Covial.

La primera adjudicación se dio el pasado 02 de julio para dar mantenimiento rutinario de 85.13 kilómetros en varios tramos en Izabal. El monto asciende a Q5 millones 392 mil 82. Y el 21 de julio le fue asignado un contrato de Q4 millones 748 mil 388, el cual consiste en realizar trabajos de mantenimiento rutinario de 86.98 kilómetros en varios tramos de Izabal.

Burgocons, S.A. ha obtenido este año dos contratos por Q8 millones 990 mil 721 con Covial.

El primero le fue entregado el 3 de julio para dar mantenimiento a 51.27 kilómetros de red vial en distintos puntos de Petén. El costo de la obra asciende a Q4 millones 429 mil 497. El segundo le fue adjudicado el 13 de julio para dar mantenimiento a 88.79 kilómetros de la red vial en diferentes puntos de Petén y Alta Verapaz, por Q4 millones 561 mil 224.

Grupo Edifica, S.A. fue beneficiada por Covial con dos contratos por Q12 millones 383 mil 246. El primero le fue adjudicado el pasado 2 de julio para dar trabajos de mantenimiento de 37.26 kilómetros de la red vial en Petén, por un monto de Q5 millones 181 mil 360.

El segundo contrato para dicha empresa llegó el 25 de agosto y consiste en realizar trabajos de señalización vertical en rutas viales de Alta Verapaz, Quiché, Huehuetenango, Petén y Baja Verapaz. El valor de la obra asciende a Q7 millones 201 mil 886.

Mientras que CDM Vial de Guatemala, S.A. fue beneficiada por Covial con dos contratos que suman Q24 millones 490 mil 24.

El primero le fue concedido el pasado 25 de agosto y asciende a Q12 millones 499 mil 954. A cambio la empresa debe realizar trabajos de señalización vertical en los departamentos de Guatemala, El Progreso, Sacatepéquez, Chimaltenango, Sololá y Totonicapán.

El 27 de agosto le otorgó un segundo contrato de Q11 millones 990 mil 70 de señalización horizontal en rutas de Santa Rosa, Jutiapa, Jalapa, Chiquimula, Zacapa e Izabal.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Méndez Vides
El sueño chapín

El camino de la política para salir de pobres.

noticia Alexandra Sage / AFP
Pompeya reluce y continúa revelando secretos

El enclave, una de las joyas del patrimonio de la humanidad, finalizó un proceso de mantenimiento.

noticia
BAM anuncia migración hacia la banca digital

La decisión es estratégica y de largo plazo, ya que busca captar un segmento de clientes jóvenes en corto plazo.



Más en esta sección

Hodge no venderá la histórica camiseta de Maradona

otras-noticias

Manchester United-París SG, un duelo especial

otras-noticias

Lewis Hamilton da positivo al Coronavirus

otras-noticias

Publicidad