[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Internacionales

EE. UU.: príncipe saudita aprobó asesinato del periodista


El príncipe asumió en 2019 “responsabilidad total” por el crimen porque ocurrió bajo su autoridad, pero negó haberlo ordenado.

foto-articulo-Internacionales

Estados Unidos acusó ayer por primera vez al príncipe saudita Mohamed bin Salmán de haber aprobado el asesinato del periodista crítico con el reino Jamal Khashoggi, pero no anunció ninguna sanción directa contra el poderoso heredero.

El príncipe Mohamed, heredero del rey Salmán y gobernante de facto del reino, “aprobó una operación en Estambul, Turquía, para capturar o matar al periodista saudí Jamal Khashoggi”.

Khashoggi era crítico con el reino y se afincó en Estados Unidos tras caer en desgracia con el príncipe heredero. En octubre de 2018 entró al consulado de Arabia Saudita en Estambul para pedir un certificado para casarse con su prometida.  

Según las autoridades turcas fue asesinado en la sede diplomática el 2 de octubre por un escuadrón de 15 sauditas que primero lo estrangularon y luego desmembraron su cuerpo. Sus restos nunca fueron encontrados. 

El informe, de hace dos años, que fue divulgado ayer de forma parcial por el gobierno del presidente Joe Biden, señala que dada la influencia del príncipe heredero, es “altamente improbable” que el asesinato del periodista ocurriera sin una luz verde de su parte. “El príncipe heredero ve a Khashoggi como una amenaza para el reino y en términos generales apoyó el uso de medidas violentas para silenciarlo”, indica el informe. 

Tras la desclasificación, Estados Unidos anunció sanciones contra decenas de sauditas relacionados con la muerte de Khashoggi, quien era colaborador del diario ‘The Washington Post’, y declaró que prohibirá el ingreso de personas que amenacen a disidentes en sus países. 

 Se prevé que la difusión del documento a poco de un mes del gobierno de Biden defina la relación bilateral con el reino saudita, considerado por Washington como un aliado estratégico en el Medio Oriente.

El jefe de la diplomacia de Estados Unidos, Antony Blinken, precisó que su país no busca una ruptura con Arabia Saudita, sino que quiere “recalibrar” la relación. La publicación del informe se produjo tras una conversación telefónica entre Biden y el rey Salmán, después de que la Casa Blanca señalara que el presidente tendrá como interlocutor al monarca y no a su heredero.

En la conversación, Biden recalcó el compromiso para “ayudar a Arabia Saudita a defender su territorio frente a los ataques de grupos aliados con Irán”, pero también reafirmó la importancia que su país otorga a los derechos humanos. 

Riad rechazó el documento desclasificado y afirmó que contiene “información y conclusiones inexactas”. 

Una cita aciaga 

El experimentado periodista de 59 años vivía en Virginia pero las autoridades sauditas le dijeron que debía desplazarse al consulado de Estambul si quería obtener una serie de documentos para casarse con su prometida turca, Hatice Cengiz.

Allí fue asesinado por un escuadrón comandado por un cercano exasesor del príncipe Mohammed, Saud al-Qahtani. Un mes después del asesinato, la CIA concluyó con gran seguridad que el príncipe heredero había ordenado el crimen, según el diario ‘The Washington Post’.

Sin embargo, el entonces gobierno de Donald Trump, que estaba decidido a mantener un estrecho vínculo con Riad, se negó a responsabilizar públicamente al líder saudita, pese a que pidió que los responsables fueran castigados. 

Sancionados

Tras publicar el informe, Washington anunció en el marco de su nueva política denominada “Prohibición Khashoggi”, restricciones de visado contra 76 individuos saudíes que se cree que han estado involucrados en amenazar a disidentes en el extranjero. Asimismo, EE. UU. impuso sanciones al ex vicedirector de la inteligencia saudí Ahmed al-Asiri y a la Fuerza de Intervención Rápida, el destacamento de protección personal de élite del príncipe heredero, por estar “directamente involucrados” en el “horrendo asesinato” de Khashoggi. Como resultado de la sanción, todas las propiedades e intereses en EE. UU. de las personas mencionadas son bloqueadas y deben reportarse a la Oficina de Control de Bienes Extranjeros. -SPUTNIK

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Claudia Ramírez / elPeriódico
PNC captura a tres presuntos violadores

Los delitos fueron cometidos el año pasado, según las órdenes de captura.

noticia Agencia Reforma/AFP
EE. UU. procesará solicitudes de asilo

A partir de la próxima semana, se empezarán a procesar las solicitudes de quienes están en México bajo los Protocolos de Protección al Migrante.

noticia Enrique García / elPeriódico
Congreso insiste en conocer antejuicio contra Porras y De Mata


Más en esta sección

Guatemala bajo la lupa

otras-noticias

MP solicita una segunda orden de captura en contra de Mynor Moto

otras-noticias

Lasso anuncia “un verdadero cambio” para Ecuador tras era correísta

otras-noticias

Publicidad