[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Economía

Prevalece falta de servicios públicos y desigualdad


Los países de la región deberán analizar niveles de polarización.

foto-articulo-Economía

La búsqueda de soluciones desde la política pública para proveer mejores servicios públicos, prevenir la desigualdad y polarización y mitigar el riesgo de conflicto será crucial en la etapa de recuperación económica, según el informe ‘Desigualdad y descontento Social: como abordarlos desde la política pública, sobre Centroamérica, Haití, México, Panamá y República Dominicana’, del Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

En un seminario web, la coeditora del informe, Marta Ruiz-Arranz, dijo que la crisis COVID-19 ha sido muy regresiva, con aumento significativo de la desigualdad, y “las políticas públicas tienen un desafío muy importante, no solo de recuperar los niveles de producción de empleo y de inversión, sino de apoyar a la población más afectada”.

“¿Cómo hacerlo? mejorar el rol redistributivo de la política fiscal y mejorar la distribución del ingreso”, respondió. Agregó que en esta publicación insisten en que mayor formalización y gasto público en capital humano, salud y educación pública, son herramientas para redistribuir mejor.

Considera que a mayor cobertura de salud y educación y otros servicios, mayor eficiencia de calidad contribuirían a mejorar la aprobación de la población que, según encuestas y conversaciones en redes sociales, muestran que hay un gran descontento y desaprobación sobre la provisión de servicios.

Hay una escucha ciudadana que no se está atendiendo, y esto refleja que hay un riesgo de conflicto social, dijo Ruiz-Arranz. Además el COVID-19 ha afectado de forma desproporcionada a algunos grupos de la población, lo cual puede llevar a una mayor polarización a futuro. Una forma de mitigar esa polarización es por medio de instituciones mucho más inclusivas.

Estrategias

Miguel Székely, director del Centro de Educación y Estudios Sociales de México, dijo que en el BID realizan una revisión del gasto público destinado en 2020 y 2021 en el sector social para actividades que no se podrán hacer por el confinamiento. Para los países de Centroamérica encontraron que con esos recursos de eficiencias y redistribuciones se podrían tener un colchón para amortiguar la mitad del impacto de la pobreza en el corto plazo.

Aparte Székely dijo que en Centroamérica se abre una enorme posibilidad de pensar en la productividad y en el mercado laboral. “Puede ser una política social más efectiva que las políticas tradicionales, donde los países en conjunto puedan identificar esas oportunidades que hay en el mundo e invertir en el desarrollo de capacidades para las personas que están en edad de entrar al mercado, capacidades muy específicas para aprovechar esos mercados en otros países”, indicó. 

El informe del BID recopila la problemática de la desigualdad de cada país y propone políticas públicas para mitigarla. Para Guatemala propone implementar una estrategia de reactivación económica que mejore la dinámica socioeconómica en el mediano plazo, mejorar el mercado laboral de los jóvenes, ampliar la infraestructura digital, promover la inversión pública y privada, y fortalecer la institucionalidad y la transparencia.

Más retos

Nora Lustig, directora del Instituto para el Compromiso con la Equidad en la Universidad de Tulane, dijo que el cierre de las escuelas por la pandemia ha tenido un efecto muy desigual. Esto se debe a la falta de conectividad y el capital humano de las familias.

Según Lustig, en una investigación que realizó junto a Guido Neidhöfer y Mariano Tommasi sobre los cierres de escuelas por la pandemia lo que encontraron es “medio aterrador”, ya que probabilidad de completar el nivel secundario para la región pude bajar de 61 por ciento a 46 por ciento.

La diferencia es brutal en los niños que viven en hogares con padres escolarizados y poder adquisitivo alto versus los que están en hogares de padres de baja educación. En este segundo grupo, la caída es de 20 puntos, de 52 a 32 por ciento. 

En Guatemala y Honduras, la probabilidad de completar la escuela secundaria para niños que viven en hogares con bajo nivel educativo puede caer por debajo del 10 por ciento. 

“Estamos ante una situación que está sembrando la desigualdad futura”, dijo y resaltó la necesidad de poner énfasis en remediar este proceso de descapitalización del capital humano, con medidas que vaya focalizadas al ámbito escolar.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Rony Ríos/elPeriódico
Hospitales y laboratorios reportan desabastecimiento de medicamentos y pruebas para COVID-19

La Cartera de Salud comunicó que tienen escasez de sedantes para intubar a quienes tienen síntomas más graves.

noticia Sputnik
Hombres de 40 años: esto es lo que deberían comer a esa edad

Al elaborar el menú, es necesario tener en cuenta las peculiaridades del estilo de vida.

noticia Luis Aceituno
Ya vienen a vacunarnos

Lado B.



Más en esta sección

SAT avanza con estudios por sector económico

otras-noticias

Corea del Norte lanza proyectil desde un submarino, según ejército del Sur

otras-noticias

La SIP denuncia persecución a prensa en Guatemala con resoluciones judiciales

otras-noticias

Publicidad