[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Nacionales

Vivas a Mujica, abucheos a expresidentes y ovaciones al jefe de la CICIG


El VI Foro Regional Esquipulas finalizó ayer con la participación de su invitado principal, el ex Presidente uruguayo.

 

foto-articulo-Nacionales

“¡Viva Mujica, ¡afuera Otto!”, gritaron varias personas cuando el expresidente y senador uruguayo, José Mujica ingresó al salón donde ayer se realizó el VI Foro Regional Esquipulas (FRE). En ese lugar cientos de personas lo esperaban luego de haber realizado largas filas desde las seis de la mañana.

 

Pero las emociones de los asistentes se apagaron y se convirtieron en abucheos cuando escucharon los nombres de los expresidentes Álvaro Colom y Alfonso Portillo, que fueron invitados a la actividad.

 

El gran ausente fue Otto Pérez Molina, quien el año pasado en el FRE despreció el saludo de Colom. Según el presidente de la Fundación, Vinicio Cerezo, esta vez no participó el mandatario guatemalteco porque los visitantes no tenían esa investidura, tal y como sucedió el año pasado con la visita de Rafael Correa, presidente de Ecuador. Eso sí, aclaró, tanto Pérez como los funcionarios y diputados habían sido invitados como parte de los oyentes en la actividad.

 

Pero la ausencia de Pérez Molina en el FRE 2015 no es lo único que diferenció al foro del año anterior, este año el público era otro. Los asientos para los asistentes estaban diferenciados con una funda blanca, en la cual se encontraban académicos prestigiosos, diputados y dos candidatos a la Presidencia.

 

La primera fila tampoco fue la misma del año pasado donde se vio juntos a Sandra Torres y Alejandro Sinibaldi. Esta vez en esos asientos resaltaban las figuras del titular de la CICIG, Iván Velásquez, monseñor Óscar Vián, además de Gustavo Alejos, exsecretario privado de Colom y financista del partido UNE, y el único funcionario, Luis Enrique Monterroso, ministro de Salud.

 

Al fondo, sin cubierta de distinción estaba la mayoría del público, en donde varios no desaprovechaban oportunidad para levantar hojas de papel blancas en las que se leían mensajes como: “diputados renuncien todos”, “en estas condiciones no queremos elecciones”.

 

Eran los mismos que gritaban “te queremos Mujica” o “¡Fuera Otto!”, pero también los que le gritaron al expresidente Cerezo: “Te queremos ver en la plaza”, cuando este pedía en su discurso, unirse a la lucha de los ciudadanos en contra de la corrupción.

 

¿Revolucionario?

 

El expresidente Cerezo sorprendió con su discurso, este dejó de ser moderado y conciliador como el del año pasado. Esta vez Cerezo regresó 30 años y como si fuera un candidato a la presidencia, se refirió a la elite empresarial “los grupos oligárquicos de esta nación han condenado a los guatemaltecos a la pobreza, a la falta de oportunidades por la concentración de la riqueza, a través de camarillas corruptivas”.

 

El exmandatario también dijo que “la clase política actual y los grupos oligárquicos” han robado el sueño a los guatemaltecos de vivir en democracia. Ese anhelo que inició con Juan José Arévalo Bermejo, Jacobo Árbenz y que “fue interrumpido por el complot de las oligarquías locales y del imperialismo norteamericano”, sentenció.

 

El creador de la Fundación Esquipulas continuó sus palabras recordando que la paz y las libertades políticas que existen son resultados de “la sangre y del exilio y las luchas en las montañas y la resistencia civil”, y recordó  que con su gobierno inició el proceso democrático en el país,  con lo cual buscó desligarse de cualquier responsabilidad por la crisis política que se vive en Guatemala.

 

Antes de iniciar la conferencia de Mujica, el FRE se interrumpió cuando se anunció la presencia del jefe de la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala, Iván Velásquez. Una avalancha prolongada de aplausos al Comisionado se escuchó en el recinto. Velásquez tuvo que levantarse y agradecer por las muestras de cariño de los asistentes. Minutos después Velásquez escribiría en su cuenta de Twitter “en el mundo no hay salvadores o magos; hay causas colectivas”, frase con la que el exmandatario uruguayo inició su disertación.

 

 

El jefe de la CICIG fue ovacionado por varios minutos durante la actividad.

El jefe de la CICIG fue ovacionado por varios minutos durante la actividad.

 

El tan esperado Mujica

 

El discurso de Mujica se enfocó en la crítica al sistema capitalista y los efectos de este en el ser humano, especialmente en los países latinoamericanos.

 

La participación de Mujica fue un baile de frases que acompañaron una serie de reflexiones sobre democracia, la república, la fortaleza de los partidos políticos, la riqueza, la pobreza y la desigualdad. “Dice la gente que soy el presidente pobre… yo no soy pobre, carajo”, dijo después de reflexionar que la felicidad no depende de la acumulación de riqueza de parte del ser humano.

 

Al finalizar,  el ex Presidente ofreció una conferencia de prensa. Los reporteros le preguntaron su opinión sobre la situación de la política guatemalteca, pero Mujica no quiso contestar,  y aseguró que los problemas de un país los debe resolver su gente y no extranjeros. Eso sí,  dijo que no hay soluciones fáciles, “los partidos tienen que trabajar por ese mañana, pero cuando aparecen paracaidistas no sabemos lo que llevan en su corazón”, dijo.  Por la tarde, el exmandatario se encontró con la comunidad uruguaya en el país, ahí presentó su libro José Mujica, en sus propias palabras, que es su testimonio de vida.

 

Las ideas de Mujica

 

“Si yo no fuera un viejo, sería peligroso. El bicho humano es demasiado veleidoso, cada ser humano es una unidad, nadie es más que nadie”, así comenzó ayer su ponencia José Mujica. El exmandatario que al final se declaró progresista, expuso por más de una hora su visión en contra de los que hacen “política para enriquecerse”.

 

Mujica llamó la atención a los individuos que utilizan la política para “multiplicar su riqueza”, motivo por el cual, dijo, conduce a la corrupción y a las injusticias sociales. Además criticó a los partidos que ofrecen cosas y que luego “jamás cumplirán” así como aquellos que también invierten en partidos con el fin de crear un corporativismo en lugar de formar nuevos cuadros, que “los utilizan para hacer agencias de empleo”.  Dijo estar de acuerdo con los movimientos sindicales que luchan por lo que les corresponde, pero también expresó que las organizaciones sindicales no “deben de ser escobas de un gobierno”.

 

En su discurso manifestó que en una plena democracia los partidos políticos necesitan confianza y que, incluso, los pueblos perdonan los errores de los gobiernos, pero resaltó que lo que no toleran los ciudadanos es que los “estafen”. Al final, se pronunció sobre los nuevos problemas que tendrán que afrontar las “nuevas generaciones” como la contaminación ambiental, motivos por los que la humanidad necesitará de la solidaridad para afrontarlos.

 

reacciones

 

 

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Redacción Oculta
El turno de los jóvenes

La Orquesta Sinfónica Juvenil Intercultural se presenta esta noche. Llega con marimba, música clásica y composiciones nacionales.

noticia Luisa Paredes El Periódico
Cancillería amenaza con declarar “no grato” al embajador Anders Kompass

Dos cartas dirigidas a Suecia para pedir la remoción de su representante fue procedimiento utilizado por el Minex, según dice a diputados el vice ministro Pablo García.

noticia AFP
Militares dan espaldarazo a Maduro ante respaldo internacional a Guaidó

El miércoles, Guaidó llamó a las Fuerzas Armadas a ponerse “al lado del pueblo y de la Constitución” y les reiteró la oferta de una ley de amnistía a quienes desconozcan a Maduro.

 



Más en esta sección

La portada del día

otras-noticias

Las de la paciencia

otras-noticias

El obstáculo en la negociación de las Cortes

otras-noticias

Publicidad